Cerrar Publicidad (10s)

Indignación causó en Coronel, el asesinato de Nicolás Paillán Martínez, un menor de 16 años, cuyo cuerpo fue encontrado en un domicilio ubicado frente a un restobar al que concurrió junto a familiares. Su cadáver estaba enterrado en el patio del inmueble.

Durante dos días, seres queridos y amigos de Nicolás lo buscaron en los alrededores del Club Carreta, en el sector El Maule de Coronel. La Policía de Investigaciones (PDI) encontró su cadáver enterrado a unos 50 metros del Club Carreta, en el patio de una vivienda abandonada.

Desde Fiscalía se informó que, a través de los peritajes del Laboratorio de Criminalística de la PDI, se logró comprobar que se trataba del menor de edad.

Primeros antecedentes caso Nicolás Paillán

Los primeros antecedentes dan cuenta que el teléfono móvil de Nicolás estaba siendo vendido en una feria de Coronel. Los detectives trabajan en identificar a él o los responsables del crimen.

Lee también Hombre acusado de matar a Nicolás Paillán quedó en prisión: Se le imputa homicidio calificado

Tras su hallazgo, el cuerpo de Nicolás fue trasladado hasta el Servicio Médico Legal de Concepción, en donde se realizó la autopsia respectiva. Su familia aguardó por su entrega durante la mañana de este martes.

Familia recordó a Nicolás

Miguel Paillán, su padre, indicó que “lo que anhelo como papá, es justicia. No se nos ha informado más el caso a nosotros como familia. Todavía no hay culpables. Eso, además de nuestro dolor, nos tiene preocupados”.

Sus seres queridos recordaron al joven estudiante de tercero medio del Liceo de Coronel. También mencionaron que era evangélico. “Me quedo con el mejor recuerdo. Dios me prestó la vida para ser su padre”, indicó Miguel Paillán. También explicaron que él era muy tranquilo. Indicaron que se trató de su primera salida a una “disco”.

Lee también: Acusado de matar a Nicolás Paillán en Coronel recibe golpiza en la cárcel: “¡Pídele disculpas a la familia!”

Nicolás y su familia son vecinos de la población Nuevo Amanecer. Su padre contó que, “todo lo que pude dar en vida, se lo di de corazón. Fue un buen hijo, no fue desobediente ni malo. Fue cariñoso como siempre. Hago un llamado a todos los jóvenes, a que obedezcan a sus padres y que los papás quieran a sus hijos mientras los tengan en vida, apóyenlos en todo”.

Mariela Martínez, tía del joven, contó que "él compartió con su primos, tíos y hermana. Él ni siquiera fumaba cigarros, alcohol, mucho menos drogas. Era un niño bien formado, educado. No creemos que haya tenido problemas con alguien".

Su familia contó que, en medio de la búsqueda, llamaban y llamaban al teléfono de Nicolás, hasta que alguien les contestó y les dijo: "Me lo vendieron en una feria".

En Twitter puedes encontrar todas las noticias de Sabes.cl. Mientras que nuestras entrevistas están en YouTube.

Cargando más noticias...