Cerrar Publicidad (10s)

Estamos muy cerca de terminar el primer semestre de este segundo año de crisis sanitaria. Algunos de los establecimientos escolares de nuestra red de Enseña Chile tienen sus puertas abiertas para recibir a grupos de estudiantes, mientras otros continúan 100% online esperando cerrar un primer semestre. La educación híbrida, con alumnos presencial en sala y otros viendo la clase desde sus casas, es el nuevo desafío que enfrentan los colegios de nuestra región. Una nueva adaptación, una nueva metodología, un nuevo desafío que motiva, pero también cansa a nuestros equipos, por lo que sentimos que había que hacer algo al respecto.

Porque a pesar de los recientes avances y la sensación de ir retomando algunas normalidades con el avance a Fase 2, ya vemos las consecuencias que el año anterior dejó en nosotras y nosotros. Es en estos momentos, de claras alertas, que tenemos un aumento significativo en las licencias médicas asociadas a salud mental. Según cifras de la Seremi de Salud de la Región del Biobío, llevamos un 34% más de licencias que en 2020.

Lee también: ¿La Transformación Digital es una Innovación Sostenible? | Sabes

Insomnio, alteraciones de ánimo, sensación de tristeza, angustia, ansiedad o dificultad para concentrarse son algunos de los síntomas que hemos experimentado durante este tiempo, aumentando incluso con las recientes largas cuarentenas en algunas comunas de nuestra región. Y es precisamente ahora cuando tenemos que hacernos cargo de nosotras y nosotros mismos. La crisis sanitaria continúa, la normalidad demorará en llegar y el cansancio y fatiga de la pandemia sigue en aumento.

Por todo esto, desde Enseña Chile decidimos acompañar a nuestras comunidades escolares en estos meses de readaptación. Notamos el cansancio y agobio de profesoras y profesores, pero también de equipos directivos y administrativos. Surgió así el Mes del Bienestar: actividades y momentos para conectarnos con nosotros mismos y con otras y otros. Generamos un “Espacio para la calma”, donde pudimos aprender de compasión, bondad y gratitud.

Siguiendo con las conversaciones, decidimos compartir nuestras redes con cualquier persona que en estos momentos busque cuidarse y nos convertimos en promotoras del Bienestar. Así, junto a ONG Neyün-Educación en armonía, vivimos el taller de Introducción al Mindfulness para aprender juntas y juntos de esta técnica meditativa que podemos realizar en cualquier momento y en cualquier lugar. Qué hermoso fue compartir con decenas de personas de diversos sectores, edades y comunas unidas por un mismo fin: Estar bien.

Te interesará: Corresponsabilidad parental | Sabes

Escuchando y compartiendo me he dado cuenta que estamos haciendo los esfuerzos para lograrlo. Yoga, meditación, deporte, desintoxicación de redes sociales y horarios claros son algunas de las prácticas que más se repiten. Es clave conocernos para que nuestras actividades o acciones de autocuidado nos hagan sentido, pero además sean efectivas. Hoy más que nunca es importante parar, escuchar a nuestros cuerpos y respetar nuestras propias necesidades.

Recordemos que estamos viviendo una pandemia. No es fácil. Es normal si sientes cansancio, agobio, desconcentración o duermes mal. Baja el ritmo, toma pausas, pide ayuda si la necesitas. Y, lo más importante: no estamos solos en esto. Acompañémonos los unos a los otros. Que nuestro bienestar sea prioritario y seamos guardianes de nuestro propio cuidado y salud mental y emocional. ¡Ahora es cuando!

Las opiniones vertidas en esta sección son de exclusiva responsabilidad de quien las emite y no representan necesariamente el pensamiento de www.sabes.cl El Diario Digital del Gran Concepción.

Para esta y otras informaciones, únete gratis a nuestro canal de Telegram haciendo click aquí.

Cargando más noticias...