Cerrar Publicidad (10s)

Rosa María Norero es antropóloga y subdirectora de Infocap Biobío, y  abordó el dramático retroceso que han vivido las mujeres en inserción laboral y destacó que en la institución el 69% de las personas que se están formando en oficio son mujeres y el 84% de ellas pertenecen al primer y segundo quintil de ingreso económico.

Un duro diagnóstico es el que hace Rosa María Norero, subdirectora de Infocap Biobío, respecto a la situación que viven las mujeres trabajadoras hoy en Chile producto de la pandemia, "las desigualdades estructurales que tenemos como sociedad se han profundizado durante este contexto, agudizando la situación en la que vivimos mujeres, adolescentes y niñas".

"La primera consecuencia fuerte, ha sido la salida del mundo del trabajo de muchas mujeres por temas de cuidados, debido al cierre de escuelas y jardines infantiles, esto llevó a un retroceso de casi 10 años en inserción laboral femenina según datos de la CEPAL", asegura Rosa María. 

Realidad Región del Biobío

Es grave, ya que los porcentajes de inserción laboral de la mujer ya eran bajos en el país y, especialmente, en la Región del Biobío, cuyas cifras –antes de la pandemia- bordeaban el 47% de desocupación.

"Esto nos refleja un escenario gravísimo, pues no sólo implica una sobrerepresentación de la mujer en el espacio doméstico, absorbiendo temas de cuidados, sino que también afecta bruscamente en la autonomía económica de la mujer, en su desarrollo integral como persona y en una serie de situaciones derivadas como la salud mental, la violencia e incluso abuso sexual", afirma Rosa María Norero.

Sobrecarga de labores en las mujeres

Muchas mujeres continúan ejerciendo sus labores asociadas al trabajo en el espacio domiciliario sumando las tareas del hogar y cuidados, pues poco se ha avanzado como sociedad en la corresponsabilidad. "El diagnóstico que compartimos es que sigue dominando una sociedad patriarcal en donde se nos asigna inmediatamente el rol de cuidadoras de niños/as y adultos/as mayores", comenta Rosa María.

Pero existen factores que inciden en esta sobrecarga de labores. "Las mujeres están sobrerrepresentadas en el trabajo informal, el cual por temas de confinamiento se ha visto fuertemente afectado y porque los ingresos femeninos siguen teniendo una brecha de cerca del 27%, por lo cual se asume el salario de la mujer complementario a los ingresos del hombre si pensamos en una familia tradicional", comenta Rosa María Norero.

"Entonces, la mujer se ve “obligada” a dejar su empleo y con eso asume una sobrecarga de trabajo no remunerado, viviendo, en muchos casos, situaciones de dependencia económica y violencia", afirma Rosa María.

Asegura Rosa María, que "el trabajo es una dimensión fundamentalmente humana, fuente de desarrollo y dignidad, por tanto, es un derecho humano. Y segundo, porque favorece la autonómica económica y con eso la libertad en muchos ámbitos de la mujer. Y por último, porque a través del trabajo aportamos y construimos una sociedad y esa construcción debe ser realizada con aportes de las mujeres que hoy alcanzamos un 50,7% de la población total".

Lee también:

Infocap Biobío

Infocap es una fundación sin fines de lucro, creada por la Compañía de Jesús, con casi 40 años de trayectoria en la capacitación y formación para el trabajo de personas adultas que se encuentran en situación de vulnerabilidad social y laboral.

"Aún tenemos muchos desafíos en materia de género como fundación. Pero dirigimos nuestro trabajo precisamente para reducir estas brechas. Actualmente en Concepción y Santiago estamos realizando capacitación a cerca de mil personas, de las cuales 68% corresponden a mujeres", comenta Rosa María.

"Específicamente en Concepción, el 69% de las personas que se están formando en oficio son mujeres y el 84% de ellas pertenecen al primer y segundo quintil de ingresos económicos. En Santiago, desde el año 2020 se está trabajando junto a ONU Mujeres en el programa “Tú Oportunidad” cuyo propósito es  capacitar a mil 500 mujeres de la región metropolitana", relata Rosa María Norero.

El trabajo del Estado

Desde el Consejo Mujer COVID-19 convocado el año pasado, se levantaron 31 propuestas para dar respuesta a las necesidades de las mujeres en contexto de pandemia. "Estas propuestas abordan temas de protección (violencia y salud), reactivación económica y cuidados. Por esto, nuestra mirada está puesta en potenciar líneas de capacitación para la reconversión, apoyo al emprendimiento femenino o inserción laboral femenina.  Sin embargo, sabemos que mientras no puedan existir alternativas para los cuidados es difícil incluso iniciar procesos de capacitación aún más insertarse laboralmente", asegura Rosa María. 

"Es fundamental que los esfuerzos del Estado y, en respuesta, de los privados, vaya en aumentar la corresponsabilidad, como valor y acción fundamental para la equidad que debemos alcanzar como sociedad. En definitiva, toda política o movilización de recursos para hacer frente a la pandemia y a la crisis debe tener una perspectiva de género, contando con la participación activa de mujeres", afirma Rosa María Norero.

Revisa también:

8M y la Nueva Constitución

"El llamado inicial a los y las candidatas es a conocer el mundo, el trabajo y la participación o segregación que tenemos hombres y mujeres en esta esfera. El desconocimiento y/o la invisibilización en muchos ámbitos de la sociedad nos afecta profundamente para seguir avanzando", relata Rosa María.

"Hoy es la brecha en materia de género, la precarización del trabajo, pero también lo violento que es que hombres y mujeres que trabajando en jornadas extensas estén en la línea de la pobreza. Y aún más duro es pensar que el rostro de pobreza es un rostro femenino", afirma Rosa María Norero.

"Creo que este 8M debe ser un día de conmemoración, reconocimiento y visibilización del aporte que hacemos las mujeres en la construcción de la sociedad. Por supuesto, el día es un hito, pero esa visibilización nos debiera generar más conciencia respecto de las demandas y necesidades que tenemos como mujeres, adolescentes y niñas, teniendo como fin último la construcción de una sociedad más consciente, justa y equitativa", asegura Rosa María Norero, subdirectora de Infocap Biobío.

Cargando más noticias...