Cerrar Publicidad (10s)

Esta jornada el caso del menor de 3 años que fue baleado en Quilpué dio un vuelco. De acuerdo a la declaración de la madre, el niño habría recibido una “bala loca” mientras estaba jugando en una plaza. Ante esto, la Policía de Investigaciones (PDI) desmintió esta información tras realizar las respectivas diligencias.

El subprefecto Víctor Salazar entregó mayores detalles del hecho, y aseguró que “en relación con lesiones graves con arma de fuego sufrida por un menor de 3 años, podemos decir que personal especializado de la brigada de homicidios, determinó el lugar específico donde el menor recibió el impacto físico y éste correspondería al interior de la casa del abuelo paterno, en Villa Alemana”.

Lee también: Parlamentarios del Biobío se manifestaron sobre el quiebre de CVV: Piden beneficios para trabajadores

“La madre, el progenitor y la víctima estarían en ese lugar manipulando un arma de fuego de forma indebida, por lo que no es una ‘bala loca’, con las consecuencias antes señaladas”, explicó.

Además, el Subprefecto sentenció que “al sitio del suceso concurrió personal del laboratorio de criminalística regional Valparaíso, donde se levantó evidencia del caso”.

Revisa más noticias de la Región del Biobío. Síguenos en Facebook para más informaciones.

Cargando más noticias...