Cerrar Publicidad (10s)

Cada año, el 14% de los alimentos se pierde en algún punto después de la cosecha. Asimismo, se calcula que el 17% se desperdicia en la venta al por menor de la cadena de suministro y a nivel del consumo. Por otra parte, el Programa Mundial de Alimentos (PMA) de la ONU anunció que la crisis alimentaria mundial estaría afectando a 345 millones de personas.

Felipe Bravo Tapia, presidente del Directorio del Banco de Alimentos Biobío Solidario, releva el rol de las empresas del área para disminuir estos impactos. “Durante estos ocho años, hemos construido un puente entre productoras y comercializadoras de alimentos y las organizaciones sociales que apoyan a personas en situación de vulnerabilidad social. Hemos logrado darle una segunda vida a aquellos alimentos que perdieron su valor comercial, otorgándoles un valor social”, menciona.

Lee también: Vuelven las celebraciones y actividades por los 472 años que cumple la ciudad de Concepción

Comenta que la inflación no refleja fielmente el aumento real de los alimentos, poniendo a la población más vulnerable en una situación inminente de inseguridad alimentaria.

Asimismo, manifiesta que “como banco de alimentos, conocemos el impacto que generan estos números, para nosotros tienen cara y voz. Hemos trabajado con alrededor de 60 organizaciones sociales de la Región del Biobío, llegando anualmente a más de 31 mil personas. Son instituciones que trabajan y asisten a la población que se encuentra en situación de vulnerabilidad social, como Juntas de Vecinos; Hogares de Infantes y personas mayores; Comedores Sociales; Ollas Comunes, entre muchas otras. Nos hemos conectado con sus necesidades de alimentación y sabemos los difícil que es hoy satisfacerlas”.

Llamado a sumarse

Biobío Solidario rescató los últimos 12 meses, 548.964 kilos de alimentos, de los cuales 147.898 eran frutas y verduras, cuyo origen principalmente son los locatarios del Centro Mayorista de Vega Monumental. Los 401.066 kilos restantes provienen de empresas que poseen un alto compromiso social, como Nestlé; Watt´s; Distribuidora Coliumo; Aliservice; Colun; Carozzi; Orizon; Diwatts; Camanchaca; Bidfood Chile; Unisur; Surlat; Distribuidora Das Limitada; Mendez y Cía; entre otras.

Sin embargo, debido a situación actual que cada día se acerca a la inseguridad alimentaria, Bravo sostiene “sabemos que podemos rescatar más, el último año se sumó Cencosud, la primera cadena de supermercados que trabaja con nuestro banco de alimentos; pero podemos seguir sumando supermercados, centros de distribución y productores de alimentos”.

Hoy es urgente llegar con más alimentos a más personas. Pero para lograrlo, requerimos que más empresas se sumen a este puente solidario, necesitamos que más compañías decidan no botar los alimentos cuando estén aptos para el consumo humano” puntualiza.

Cabe destacar, que la labor de Biobío Solidario, “no habría sido factible, si no fuera por el aporte económico de Arauco; Inmobiliaria Mnk; Blumar; Difor; Cambium; Gobierno Regional, entre otras”, sentencia.

Revisa más noticias de la Región del Biobío. Síguenos en Facebook para más informaciones.

Cargando más noticias...