Cerrar Publicidad (10s)

El adolescente que mató a un carabinero en Chillán era oriundo de San Pedro de la Paz. El joven, que tenía 16 años, falleció luego que otro funcionario de la institución lo abatiera para defender a su compañero.

Sabes.cl confirmó que el adolescente tenía domicilio, de acuerdo a los registros, en el sector Boca Sur. Se logró establecer quién era el joven gracias al trabajo de detectives del Laboratorio de Criminalística y de la Brigada de Homicidios de la Policía de Investigaciones.

El Ministerio Público informó que el menor, identificado como J.P.A.M.M, registraba investigaciones vigentes por la Ley de Drogas, atentado contra la autoridad y receptación.

Cabe señalar que la muerte del uniformado generó conmoción a nivel nacional. El carabinero Brent Rivas Manríquez, de 23 años, llevaba 2 años y 10 meses de servicio en la institución. Era padre de bebé de sólo dos meses de edad.

Brent Rivas Manríquez, tenía 23 años. Era padre de un bebé de 2 meses de edad.
Brent Rivas Manríquez, tenía 23 años. Era padre de un bebé de 2 meses de edad.

Detalles del suceso

El fiscal jefe de Chillán, Sergio Pérez Nova, explicó que pasadas las 1.00 de la madrugada vecinos llamaron a Carabineros. Denunciaron sentir temor a ser víctimas de robos a sus viviendas por la presencia de un automóvil con sus vidrios polarizados en el sector.

Según los antecedentes recopilados hasta ahora, una patrulla, que integraba un suboficial, una sargento segundo y el carabinero fallecido , fiscalizó a un vehículo con las características señaladas por los vecinos, el que estaba estacionado en un pasaje.

Uno de los funcionarios se aproximó al vehículo por el lado del chofer y los otros dos, por el costado del copiloto y verificaron que, al menos, habían dos personas adentro. Los carabineros les pidieron descender para realizarles un control de identidad. Una vez afuera, cuando estaban siendo fiscalizados, el conductor se dio a la fuga en dirección a una pandereta, con la intención de saltarla.

Lee también: Carabinero fue asesinado en Chillán: Tenía 23 años y era papá de un bebé de 2 meses

El carabinero Brent Rivas lo siguió. Pero su accionar fue frenado por dos impactos de bala que recibió por la espalda y que fueron disparados por un tercer sujeto que apareció en el lugar. Este último es el otro fallecido, el adolescente J.P.A.M.M, quien fue abatido por el suboficial a cargo de la patrulla al ver que le estaban disparando a su compañero.

El fiscal Sergio Pérez afirmó que habiendo revisado los peritajes que realizó la PDI en el sitio del suceso y el trabajo en el lugar de la fiscal (s) Claudia Espinoza, “entendemos que se da la dinámica de la legítima defensa de un tercero. Es decir, que el suboficial usó su arma de servicio para repeler la agresión que recibía otro carabinero”, precisó.

Acotó que el adolescente falleció de inmediato, manteniendo el arma empuñada y con una bala pasada en su pistola 9 mm, con la que disparó en tres oportunidades, según los peritajes realizados al arma de fuego. El carabinero, en tanto, murió en el Hospital Herminda Martin de Chillán, cuando lo estaban operando.

Respecto al conductor del automóvil (también de 16 años), el Juzgado de Garantía de Chillán lo dejó con con arraigo nacional y bajo la sujeción de un programa de vigilancia. Tenía tres órdenes de detención, una por receptación y dos por microtráfico de drogas.

Cargando más noticias...