Cerrar Publicidad (10s)

La Corporación Nacional Forestal (Conaf) construyó 7 kilómetros de cortafuegos en las zonas más críticas respecto a incendios forestales en Tomé. Mediante esta iniciativa se pretende disminuir el impacto de los siniestros en viviendas o estructuras del territorio.

Tomé es una de las comunas que cada año presenta una mayor cantidad de incendios forestales. Por esta razón, se levantaron cortafuegos en los sectores de El Santo, Loma Larga, Dichato, Villa Horizonte, Los Esteros, Las Américas, Brisas del Edén, Nuevo Siglo y Punta de Parra.

Ignacio Espina, jefe provincial de Conaf Concepción, afirmó que “este trabajo preventivo es posible gracias al financiamiento que nos otorga el Gobierno Regional mediante nuestro programa ‘Prevención de incendios forestales en zonas de interfaz’".

También puedes leer: Biobío presentó más de 200 nuevos casos Covid-19: Contagios acumulados se aproximan a los 170 mil

Asimismo, expresó que se logró una licitación para contratar maquinaria pesada que pueda realizar este trabajo y así entregar tranquilidad a los vecinos.

“Para Conaf la prioridad siempre es el resguardo y protección de la vida de las personas y sus bienes”, expresó.

Igualmente, añadió que este trabajo se repetirá en Penco, Florida, Concepción, Hualqui, Santa Juana, Coronel, San Pedro de la Paz y Lota. De esta manera, planean construir un total de más de 32 kilómetros de cortafuegos en la provincia de Concepción.

Por su parte, la presidenta de la junta de vecinos Loma Larga, Teresa Moscoso, destacó que los cortafuegos son importantes para la comunidad de Tomé. “Agradecemos mucho este trabajo ya que como vecinos estamos siempre preocupados que pueda ocurrir un incendio en este sector”, declaró.

La labor de manejo de combustible e instalación de cortafuegos viene de la mano con el trabajo en terreno que realiza Conaf cada año. Lo anterior incluye las actividades con las comunidades pertenecientes a zonas con riesgo de incendios forestales.

Cargando más noticias...