Cerrar Publicidad (10s)

El ex rector del Seminario de Menores de Concepción, denunciado por abuso sexual contra un seminarista en 2002, Hernán Enríquez, habló en relación a lo notificado por el Arzobispado de Concepción. La institución confirmó la sentencia en su contra y ratificó su expulsión del estado clerical.

En relación a ello, Enríquez aseguró que "no fui notificado de este 'Decreto Ejecutorio'" y que su causa "no está archivada".

Por medio de una declaración pública, el ex sacerdote Hernán Enríquez, soslayó que "tras recibir condena de primera instancia en el Tribunal mandatado por la Congregación para la Doctrina de la Fe (CDF), presenté mi apelación,  siguiendo las instrucciones del Juez Presidente de ese Tribunal, Pbro. Francisco Walker; quien se encargó de enviar mi apelación a Roma".

Luego, apuntó a que este 3 de noviembre recibió "una fotografía, enviada por el Vicario Judicial del Arzobispado,  Pbro. Claudio Soto".

"Se trataba de un "Decreto Ejecutorio", suscrito por el mismo Juez de primera instancia, confirmando y ordenando "ejecutar" mi condena de expulsión del estado clerical. No porque un inexistente Tribunal de Apelación me haya realizado un juicio penal, con las garantías de defensa; sino porque, "según el parecer de la CDF", la sentencia de primera instancia "ha pasado a cosa juzgada", agregó.

Lee también: Fiscalía separa causas tras comunero muerto en Cañete: Podría existir vulneración de Derechos Humanos por agentes del Estado

Luego, señaló que "nadie ha podido ni querido exponerme las razones, de hecho o de derecho, capaces de sustentar este sorpresivo "parecer" de la CDF".

"De esta manera, arbitraria y violatoria, se me está despojando del ministerio sacerdotal que tanto amo, y que he servido por 30 años", indicó.

Asimismo, detalló que "no he sido notificado de este "Decreto Ejecutorio", en la forma y solemnidad requeridas por el Derecho para la validez del acto".

"Lamento la premura con que el Arzobispado de Concepción comunicó la noticia y la imprecisión de los términos empleados. Mi causa no está archivada", complementó.

Finalmente, cerró diciendo que "consciente de mi inocencia de cualquier delito, me valdré de todos los recursos que el Derecho franquea para revertir esta condena agraviante de mi honra y ministerio sacerdotal".

Cargando más noticias...