Cerrar Publicidad (10s)

Un trágico hecho conmociona a Alemania. Un hombre mató de un disparo al cajero de 20 años de una gasolinera en Idar-Oberstein, en el oeste de Alemania, por haberle pedido que use la mascarilla.

Los hechos apuntan a que el hombre de 49 años entró el sábado por la noche sin mascarilla en la gasolinera para comprar un pack de cervezas, consignó La Vanguardia.

Una vez que llegó a la caja a pagar, el cajero, que era un joven de 20 años, le indicó que debía ponerse la mascarilla, dadas las actuales normas sanitarias.

Tras ello, el hombre se marchó y volvió al poco tiempo. Sin embargo, esta vez fue con mascarilla y un revolver. Cuando llegó al mostrador con las cervezas, procedió a quitarse la mascarilla y cuando el joven le recordó la norma, sacó el arma y perpetró un disparo que fue directo a la cabeza. A raíz de ello, el joven terminó por morir en el acto.

Te puede interesar: Mujer atropelló a su amiga tras perder el control del vehículo | Sabes

Al autor confeso se le detuvo el domingo en las instalaciones de la policía en Idar-Oberstein. Según las fuerzas de seguridad, todo parecía indicar que iba a entregarse.

Por otra parte, acorde a lo difundido por medios alemanes, el hombre -quien está en prisión preventiva- alegó ante el juez de instrucción que las restricciones de la pandemia le afectaron mucho. Es más, aseguró que de esta forma quería dejar claro su molestia.

De momento, las fuerzas de seguridad investigan el caso, a fin de dar con el origen del arma que empleó el autor confeso de los hechos. A ello se suma que revisan el material informático requisado en el registro de su domicilio.

El hecho, según lo informó el diario Tagesspiegel, lo han aplaudido grupos ultraderechistas y conspiratorios del servicio de mensajería Telegram.

Cargando más noticias...