Cerrar Publicidad (10s)

Durante las últimas horas el gobierno decidió decretar emergencia agrícola por déficit hídrico para las 33 comunas de la Región del Biobío.

El decreto considera un fondo de emergencia para la sequía por un total de 8 mil millones de pesos, estos se complementarán con recursos de los Gobiernos Regionales y con otras medidas dentro del Plan de Sequía junto a otros ministerios, como Obras Públicas. La forma de distribución se explicará en los próximos días. El fondo se canalizará a través de la Comisión Nacional de Riego (CNR) y el Instituto de Desarrollo Agropecuario (Indap).

Ante la declaración de emergencia agrícola por la condición de déficit hídrico que afecta al Biobío, el gobernador regional, Rodrigo Díaz, informó que “ayer en la noche me llamó la ministra de Agricultura, María Emilia Undurraga, informándome que había sido acogido este planteamiento tan sentido por todos los sectores de la Región en orden a que donde existe la misma razón, exista la misma disposición”.

Lee también:

Díaz enfatizó que “aquí estamos viviendo una sequía muy importante, hay varias comunas, sobre todo de las zonas rurales que están sin abastecimiento de agua para consumo humano, además con problemas para sus riegos, para mantener la cultura campesina”.

"Valoro que se haya recogido esta solicitud de la Región; nos hubiera encantado que haya sido primero, pero han pasado un par de días y se ha rectificado. Yo agradezco que se haya tomado esta decisión que va a beneficiar a la pequeña agricultura de la zona”, concluyó el Gobernador Regional.

Celebración de parlamentarios del Biobío

En tanto, el diputado y representante del Distrito 21, Iván Norambuena,  sostuvo que “nos parece positivo que el llamado que realizamos al Gobierno respecto a incluir a la Región del Biobío en el decreto de emergencia agrícola. Esto va a permitir generar un gran alivio para enfrentar situaciones muy difíciles por la escasez hídrica que tenemos a nivel regional”.

El candidato al Senado también enfatizó la importancia de todas las instituciones que alzaron la voz ante la situación medioambiental, “seguiremos trabajando a futuro para ver qué medidas podemos tomar y de esta manera ayudar a un sector tan importante como lo es la agricultura en nuestro país”, finalizó Norambuena.

Mientras que el diputado de la UDI Sergio Bobadilla calificó la medida como una "excelente noticia". El legislador recalcó que "este decreto inyecta importantes recursos económicos, para enfrentar los graves efectos que la escasez hídrica está dejando en la Región del Biobío".

"Creo que el diagnostico inicial del Ministerio de Agricultura fue erróneo en su momento, pero hoy se está rectificando, ya que la sequía no corresponde a una emergencia puntual, sino a una realidad permanente y estructural debido al cambio climático”, recordó Bobadilla.

"Ahora la Región se verá beneficiada con los 8 mil millones de pesos que destinará el decreto a las comunas afectadas por la sequía, que se complementará con recursos de los Gobiernos Regionales, para llegar a la mayor cantidad de agricultores y ganaderos. Además de ejecutar acciones que permitan paliar un fenómeno que no sabemos cuánto más durará en el tiempo", puntualizó el Parlamentario.

Santa Juana agradeció medida

Quien también valoró la medida fue la alcaldesa de Santa Juana, Ana Albornoz, quien en su momento se manifestó frente al Gobierno Regional junto a vecinos de su comuna, justamente para incluir al territorio en el Decreto.

"Nosotros sentimos que esto es el resultado de la protesta social pacífica de los campesinos y campesinas y el municipio de Santa Juana. Creemos que el resto de las comunas fueron tibias en sus posiciones. Agradecemos también el apoyo del Gobernador Regional una vez que protestamos. Creemos que es urgente que se siga trabajando en una corporación de fomento de la pequeña agricultura, un organismo descentralizado que administre todos estos recursos que llegan a los campesinos desde el poder central", sostuvo la jefa comunal.

Cargando más noticias...