Cerrar Publicidad (10s)

Una historia casi milagrosa es la que vivió un perro llamado Pablo en Francia. Esto porque el can se perdió mientras estaba de vacaciones con su familia, pero regresó luego de caminar más de 300 kilómetros hasta su hogar.

Según consigna Infobae, se trata de un Jagdterrier de dos años quien se perdió el jueves 26 de agosto mientras regresaba con sus dueños a Italia tras pasar unas vacaciones en Francia.

Fue en la ruta de vuelta, en plena noche, que la mascota bajó del vehículo y se perdió en la oscuridad. A pesar que sus dueños pasaron toda la noche ahí para esperarlo, el perrito no apareció.

Lee también: Pareja cobró casi 180 mil pesos a invitados que no fueron a su matrimonio

"Esperamos durante horas. Pasamos toda la noche allí, en vano", dijeron los dueños del perro en una declaración citada por Digichat.info. Sin embargo, no se dieron por vencidos y permanecieron cerca del lugar en la casa de unos amigos.

El regreso de Pablo

Cuando ya habían pasado algunos días y su familia perdía la esperanza, la mascota apareció en el lugar menos pensado.

Fueron llamados por un conocido que los alertó sobre un perro en las afueras de su hogar, uno que está a 380 kilómetros del lugar donde se perdió. El mismo hombre le envió una foto de Pablo, donde se veía bastante sucio tras su largo trayecto, pero vivo y a salvo.

Tras volver a su hogar, su dueño dijo a los medios que "no lo podía creer, fue un momento de verdadera felicidad". No obstante, decidieron ponerle un collar con GPS para que una situación así jamás les vuelva a ocurrir.

Para esta y otras informaciones, únete gratis a nuestro canal de Telegram haciendo click aquí.

Cargando más noticias...