Cerrar Publicidad (10s)

Un hombre gastó casi 300 mil pesos en exámenes para su perro que caminaba cojeando, sólo para descubrir que el animal lo estaba imitando.

El propietario, llamado Russel Jones, vive en Londres y la historia del diagnóstico de su perro se volvió viral en redes sociales.

Russel publicó lo ocurrido en Facebook, a través de un video junto a su amado perro Bill. En el registro se puede ver cómo Bill cojea y dobla una de sus patas delanteras. Luego el animal copia la dificultad que el propio dueño tiene al caminar.

Lee también:

"Invertí 300 Libras (295 mil pesos chilenos) en los veterinarios y en radiografías y no le pasa nada malo. Es simplemente empatía. Lo quiero", escribió Russell Jones.

De acuerdo al sitio web de César Millán, el “Encantador de perros”, hay una serie de criaturas que imitan a otras, dentro de su propia especie.

Cargando más noticias...