Cerrar Publicidad (10s)
día/noche

Por una ciudadanía activa

Publicado por Redacción Sabes

11/12/2020 08:08:44

El pasado domingo 29 de noviembre se llevaron a cabo las primarias municipales y de gobernadores regionales donde se vio una baja participación ciudadana. De los 14 millones de personas habilitadas para sufragar, solo votaron alrededor de 500 mil. Las primarias–idealmente– buscan promover en el ciudadano mayor interés por la política, personalizar la elección de los candidatos y acercar a las personas a las decisiones importantes, pero el escenario político actual del país ha sido un factor clave en la baja convocatoria ya que el elector ha perdido interés por estos asuntos, y varios de ellos prefieren representarse a sí mismos antes que identificarse con conglomeraciones partidistas o bloques ideológicos. Resulta positivo que este “nuevo ciudadano” promueva el principio de autonomía, pero, por otro lado, también es preocupante si no es capaz de asumir compromisos cívicos, ya que, sin esto, es difícil promover una democracia sólida y con expresión ciudadana.

Por otro lado, las primarias nos permiten sondear el escenario electoral antes de las elecciones en abril de 2021, por lo que es importante que se trabaje en crear un ambiente electoral informado, el cual fomente la participación ciudadana en los próximos comicios. La elección de gobernador resultará clave para la incorporación gradual de la descentralización en el país, pues será el representante regional ante el poder central. Por esto, es que se espera que la ciudadanía sea activa en esta elección para que el proceso se dé natural, sea representativo y les proporcione mayor realce a las voces regionales.

Lee también: ¿Veranito de San Juan? | Sabes

Cabe mencionar que Chile tiene el gran desafío de descentralizar el poder, y la elección de gobernadores regionales son un paso histórico en esta materia. Recordemos que, a pesar del éxito de nuestro país en los últimos años, este sigue siendo uno de los países más centralizados de la OCDE junto con Irlanda y Grecia, por lo que Chile debiese apuntar a generar cambios sustanciales para mejorar en esta materia.

Algunas de las lecciones que nos dejan las primarias están relacionadas, primero, con la actual crisis de representación, dada la baja asistencia a votar; y segundo, cómo eventualmente la ciudadanía se involucraría en los procesos eleccionarios próximos dado a que las decisiones locales podrían resultar clave de cara al debate constitucional.

Te interesará: Biobío no es Santiago | Sabes

Una vez elegidos los gobernadores, la nueva arquitectura política podría contribuir significativamente a que las personas se sientan más cercanas al poder, dándose así una dinámica participativa debido al anhelo a que las regiones sean parte del proceso. Incluso, esto último puede verse reflejado en la CADEM del 30 de noviembre, donde el 49% de las personas encuestadas quiere que la conformación de la Convención Constituyente sea con personas de regiones. Otro síntoma asociado a esto podría ser que ya existen iniciativas que buscan no solo que la convención tenga a personas de regiones, sino que la sede sea también en regiones, lo que simbólicamente podría tener un buen efecto para dar paso a un rediseño institucional descentralizador, y abriría el camino a que los chilenos tengan motivos para insertarse -e interesarse- en el debate cívico.

Es por esto, entre múltiples razones, que la participación ciudadana se erige como la materia prima de la legitimidad democrática. En la medida en que asumamos este desafío con la seriedad que requiere, es en esta medida que podríamos aspirar a recuperar a una ciudadanía que perdió su fe en las instituciones y en sus principales representantes.

Las opiniones vertidas en esta sección son de exclusiva responsabilidad de quien las emite y no representan necesariamente el pensamiento de www.sabes.cl El Diario Digital del Gran Concepción.

Para esta y más informaciones síguenos en nuestras redes sociales. En Twitter estamos como @sabescl

Cargando....