Vivimos en un mundo cada día más digitalizado, adonde miramos está lleno de auriculares, se habla de alguna famosa serie de Netflix, el lanzamiento del último iPad, de realidad virtual. Es por esta misma razón, que muchas veces se hace aún más difícil lograr que los niños sientan el privilegio de sentarse o recostarse con un buen libro y lo terminen de leer.

Es por esto que hemos armado una lista que sus jóvenes lectores en casa seguramente disfrutarán. Títulos clásicos e inolvidables antes de ingresar a la adolescencia.

1. La telaraña de Charlotte 

¿La mejor manera de enseñarles a los niños sobre amistades duraderas? Mira a Wilbur y Charlotte. (Olvida la película de 2006: la versión de 1973 es la que vale la pena ver).

2. La Lección De August (Wonder #1)

Hermosa novela de grado medio cuenta la historia de un niño de diez años con una deformidad facial que va a la escuela por primera vez. Crecer en la adversidad, aceptarse tal como es, sonreír a los días grises y saber que, al final, siempre encontrará una mano amiga.

3. Matilda

El escritor Roald Dahl nos cuenta la historia de una dulce niña de cinco años con extraordinarios poderes mentales que usa para enseñarle a una malvada maestra de su escuela una lección que nunca olvidará.

4. La pequeña Casa en la pradera 

Así es, como la que mirabas por televisión. Basado en la propia infancia del medio oeste de la escritora Laura Ingalls a fines del siglo XIX, este inicio de la serie “Little House on the Prairie” hará que tus niños se den cuenta de lo diferentes que eran las cosas antes de Instagram y Youtube.

5. “Donde viven los monstruos”, Maurice Sendak

Un clásico del escritor Maurice Sendak que fue publicado por primera vez en 1963.

Estaríamos mintiendo si dijéramos que las hazañas de Max (el protagonista) con los “monstruos” no nos hicieron sentir un poco más valientes cuando éramos niños.

6. Fray Perico y su borrico

En un convento de Salamanca viven 20 frailes. Allí se presenta Perico con la intención de convertirse en uno de ellos. Al principio los monjes no lo aceptan, pero poco a poco descubren su bondad y que es capaz de hablar con la estatua de San Francisco y todo cambia.

7. Harry Potter y la piedra filosofal

Este es el primer libro de la saga, que nos introducirá en el mágico mundo de Potter y la escuela de magos Hogwarts.

8. Adivina cuánto te quiero

¿Cómo se puede medir un sentimiento como el amor? La pequeña liebre intentará hacérselo saber a su mamá ¿serán sus brazos suficientes? Un cuento ilustrado perfecto para pequeños entre 0 a 4 años, para antes de irse a dormir. Autor: Sam McBratney.

9. Charlie y la fábrica de chocolate 

Charlie es un joven que vive en su pequeña y ruinosa casa con sus padres y sus 4 abuelos. Un día consigue un ticket dorado que le servirá para visitar la fabrica de golosinas más grande del mundo. Libro ideal para nuestros hijos de 12 años, con el que aprenderán valores como la generosidad y la responsabilidad de manera divertida.

10.  El Principito 

El clásico de Antoine de Saint-Exupéry que no puede faltar en una biblioteca. Todo empieza cuando un piloto, perdido en el Sáhara, se encuentra con un pequeño príncipe de otro planeta. Este niño proviene de otro planeta y tiene una forma de ver la vida muy sencilla y diferente a la de los adultos.El resto de esta maravillosa historia merece la pena leerlo. Un clásico de la literatura infantil que también pueden disfrutar los adultos debido a su contenido filosófico.

Es primordial impulsar el aprendizaje de la lectura desde una edad temprana, ya que es la llave a un mundo de información, cultura, del mundo de la ficción y de la fantasía.

Con esta pequeña lista de libros los más pequeños empezarán con buen pie en el mundo de la lectura. ¡Motívalos!

 

 

 

Compartir