Durante la mañana de este viernes, la Seremi de Salud realizó una fiscalización con el objetivo de evitar la comercialización de un peligroso juguete conocido como “slime”.

Se trata de una masa, la cual venden en distintos colores, y ha provocado una alerta internacional por parte de la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) de España, donde se informó del incremento de intoxicaciones en niños por el uso de la masa húmeda y elástica de consistencia viscosa denominada “slime”.

En Chile actualmente son 14 los menores que se han intoxicado con el juguete.

La masa, que también se puede fabricar de forma casera, contiene una sustancia llamada bórax, que es muy dañina para la piel, los ojos y el estómago en caso de ser ingerido.

Es por estas advertencias que durante esta mañana la Seremi de Salud de la Región Metropolitana, Rosa Oyarce, realizó fiscalizaciones en terrenopara tomar medidas en cuanto al peligroso juguete.