La Policía de Investigaciones encontró muerta a la tía materna de la pequeña Emelyn de 11 años, quien fue secuestrada en Licantén.

El cuerpo de la mujer, identificada como Gloria Vidal Herrera, de 28, años, fue hallado en un camino del sector Quelmen, colgando de un árbol. Según la Fiscalía, los motivos de su dramática decisión serían de índole sentimental.

Hasta el sitio del suceso llegó la PDI quienes iniciaron las pericias, las que en sus primeras acciones no encontraron cartas alusivas a la decisión de la mujer.

La sobrina de la víctima estuvo secuestrada desde el 2 de febrero de 2018 hasta el 10 del mismo mes por José Navarro.