Cerrar Publicidad (10s)

Tras el plebiscito de salida (el 4 de septiembre), el Presidente de la República Gabriel Boric se comprometió con la continuidad del proceso constituyente. Para el mandatario permanecía vigente el mandato del plebiscito de entrada que ordenó la construcción de una nueva Constitución.

El Congreso tomó la posta o mejor dicho los partidos políticos iniciaron las conversaciones que debía construir el camino constituyente. A poco andar comenzaron las dudas, "ya no hay momento constituyente" dijeron algunos, "la gente ya no quiere nueva Constitución" dijeron otros. Lo cierto es que pese a todo esto el cronograma fue avanzando.

También te puede interesar Boric y proceso constituyente: "Sigue vigente y si no lo resolvemos, es una bomba de tiempo"

Todos los involucrados se habían puesto como meta el mes de noviembre para tener claridad del tema, pero la reunión de este 22 de noviembre hecho todo por tierra. Parte de la derecha política finalmente sinceró su idea de un órgano 100 % designado. Este hecho hizo retrotraer las conversaciones y finalmente todo ha quedado en nada. Algo huele mal en estas conversaciones.

Hay que tener claro que todos los problemas que gatillaron el estallido social permanecen intactos, no se ha cambiado nada por lo tanto no hemos solucionado nada.

El medio Sala de Prensa editorializó sobre este tema

Síguenos en Facebook para más informaciones.

Cargando más noticias...