Cerrar Publicidad (10s)

Ñublense armó una gran fiesta a costa de Colo Colo en la Copa Chile y se quedó con el paso a los cuartos de final tras igualar 1-1 frente a los albos de Gustavo Quinteros en el Estadio Monumental. En la ida, el equipo de Jaime García ganó por 2-1 en Chillán y ahora armó la fiesta ante 10 mil espectadores en el Estadio Monumental.

Colo Colo sufrió con las lesiones y perdió en la primera etapa a dos jugadores fundamentales como Juan Martín Lucero y Matías Zaldivia. El contragolpe fue el arma letal de los de Jaime García, que sacó rendimiento a sus punteros para sacar adelante el partido. Sin duda, esas ausencias se sintieron en la primera parte.

En la segunda fracción, Colo Colo introdujo dos cambios como Marco Rojas y Óscar Opazo, aunque sin mayor injerencia en el compromiso. En tanto, en Ñublense ingresó Federico Mateos en el 56’ y retomó su nivel en el medioterreno. 

El ex jugador de la Universidad Católica, Fernando Cordero, sacó de su repertorio una zurda prodigiosa y dejó sin habla a Brayan Cortés. Un tiro libre de unos 30 metros colocó un remate certero en el arco sur del Estadio Monumental. Le pego con la izquierda, el balón rebotó en el palo y el meta del Cacique solo hizo vista mientras se introducía la pelota.

En el 78', Maximiliano Falcón igualó las cosas con un letal golpe a Hernán Muñoz, que estuvo atajando en Ñublense. Luego, en el 79', ingresó en los Diablos Rojas: Nico Guerra, Iván Rozas y Christian Meza, quien, con 18 años, debutó en el equipo de García. Una victoria absoluta para los de Chillán, que dejaron claro que estarán dando la batalla con todo hasta en el Torneo Nacional.

Cargando más noticias...