Cerrar Publicidad (10s)

Una serie de allanamientos se concretaron en 18 recintos penitenciarios del país dejando más de 800 elementos prohibidos requisados. El procedimiento forma parte del plan armado por el Ministerio de Justicia junto a Gendarmería y las policías.

Producto de los procedimientos, se obtuvieron 624 armas blancas, 11 sierras, 247 celulares, 27 elementos contundentes, entre otros. Además, dieron con otros artículos como cargadores de teléfono, pendrives y moledores de marihuana.

Respecto a este hito, la ministra de Justicia, Marcela Ríos, sostuvo que continuarán realizando iniciativas de este tipo.

"Vamos a seguir haciendo estas incautaciones de manera periódica y sistemática. Pero también estamos aumentando la seguridad para el ingreso a los recintos penales: tenemos un plan para fortalecer todo lo que es la tecnología de seguridad para el ingreso y también estamos trabajando junto al Ministerio Público y Gendarmería para poder traspasar información desde Gendarmería hacia el Ministerio Público", manifestó.

También puedes leer: Rescatan más de 10 perros desde caniles clandestinos: Estaban enfermos y desnutridos

Asimismo, otro conflicto identificado por Gendarmería es el lanzamiento de elementos prohibidos desde el exterior de las cárceles.

Álvaro Rivera, coronel de Gendarmería, afirmó sobre esto que "la labor nuestra de requisa, de detección y retiro de elementos prohibidos dentro de las cárceles no queda supeditado a tareas al interior".

Añadió que "estamos trabajando en coordinación con el Ministerio Público y las policías para poder intervenir con la suficiente premura y anticipación a aquellos elementos que tienen que ver con el lanzamiento de drogas hacia el interior o uso de otras tecnologías distintas, entre otros, los drones".

Funcionarios de Gendarmería afirman sentirse "colapsados" debido al aumento en el ingreso de internos a los recintos penitenciarios. En este sentido, declaran no contar con las herramientas necesarias para solucionar este problema.

Cargando más noticias...