Cerrar Publicidad (10s)

Las probabilidades de que el fenómeno de La Niña disminuya gradualmente en la próxima temporada son del 86% al 60% durante diciembre-febrero de 2022-23, según informó este jueves el Centro de Predicción Climática del Servicio Meteorológico Nacional.

El patrón meteorológico de La Niña se caracteriza por temperaturas inusualmente frías en el Océano Pacífico ecuatorial. Generalmente tiene consecuencias entre el sur de California y la zona centro sur de Chile, provocando bajas precipitaciones y prologando la sequía que afecta a esta zona del mundo.

"Mientras que la mayoría de los modelos NMME sugieren que La Niña hará la transición a El Niño neutral en enero-marzo de 2023, los pronósticos están divididos sobre este resultado, lo que resulta en probabilidades de pronóstico iguales para esa temporada", dijo un especialista meteorológico del gobierno de Estados Unidos.

Las condiciones de neutralidad de El Niño-Oscilación del Sur (ENSO) se refieren a los períodos en los que no están presentes ni El Niño ni La Niña, que a menudo coinciden con la transición entre los dos patrones meteorológicos, según el centro.

Cargando más noticias...