Cerrar Publicidad (10s)

En noviembre de 2020, la Cámara aprobó que se legisle para declarar la nulidad de la Ley 20.657, de Pesca y Acuicultura. Y, al ser objeto de indicaciones, pasó a consideración de las comisiones unidas de Constitución y de Pesca, para un nuevo informe.

Dicho texto se abordó en dos sesiones de debate. En lo medular, mantiene en los mismos términos lo aprobado previamente, esto es, el artículo permanente que declara la nulidad de la ley. Ahora, innova en la inclusión de un artículo transitorio que permite fijar un periodo de transitoriedad. Esta disposición se aprobó por 117 votos a favor y 20 abstenciones.

Lee también: Autoridades locales en alerta ante posible llegada de encerronas al Gran Concepción

Más en específico, la norma permanente declara "insanablemente nula la Ley 20.657, que modifica en el ámbito de la sustentabilidad de recursos hidrobiológicos, acceso a la actividad pesquera industrial y artesanal y regulaciones para la investigación y fiscalización, la Ley General de Pesca y Acuicultura contenida en la Ley 18.892 y sus modificaciones".

Cuestionamientos a contenido de la Ley de Pesca

El nuevo artículo transitorio define cuándo operará la declaración de nulidad. Así, se establece que ello acontecerá cuando se publique en el Diario Oficial una nueva ley sobre pesca y acuicultura que reemplace a la anterior. En todo caso, se indica que el plazo para ello no podrá ser superior a dos años.

Los autores de la moción original son la diputada Karol Cariola y otros nueve exdiputados. Entre sus consideraciones se observa que, durante la tramitación de la Ley 20.657 (2011- 2013), diferentes sectores cuestionaron su contenido. Además, sostuvieron que hubo una manifiesta presión indebida sobre parlamentarios ejercida por distintos grupos económicos de la pesca industrial.

El debate de esta iniciativa se desarrolló en dos sesiones. Algunos legisladores centraron su discurso en el fondo del tema. Así, hubo quienes sostuvieron que es necesaria la derogación de la actual ley, dado que tuvo un origen viciado. Recordaron que hubo casos puntuales de parlamentarios que fueron objeto de cohecho y soborno, ratificado por la justicia. En tal plano, estimaron esencial corregir el error con una nueva normativa para el sector.

Asimismo, se insistió en que la iniciativa es admisible porque, cuando no se actúa en el marco de la Constitución y las leyes, sus efectos son nulos. Otra mirada, sin embargo, planteó que la norma es inconstitucional, por lo que anunciaron su abstención.

También hubo posturas que pidieron enfocarse en el nuevo artículo transitorio incorporado, que es respecto de lo cual debían pronunciarse hoy. Destacaron que la norma permite dar una transitoriedad de dos años para que, en ese periodo, se haga vigente una nueva ley de pesca. Igualmente, impediría que se vuelva a la situación de 2013, con la llamada "carrera olímpica", que favoreció el agotamiento de las pesquerías.

"Es una ley trucha"

Tras aprobarse la nulidad de la ley de Pesca en la Cámara Baja, la diputada por el Biobío, María Candelaria Acevedo, sostuvo que como "Presidenta de la Comisión de Pesca y como integrante de la bancada transversal por la Nulidad de Pesca, estoy muy contenta de que por fin se esté logrando anular la Ley de Pesca, normativa corrupta que fue tramitada y aprobada bajo el mandato del ex Presidente Piñera".

"Lo he dicho, y la bancada lo ha expresado también en todos los tonos posibles, esta ley funda sus bases en una falta absoluta al principio de probidad; pues es de público conocimiento que durante su tramitación medió la corrupción porque hubo cohecho, soborno y lobby, en términos simples 'es una ley trucha'. Es de toda justicia que hayamos votado la nulidad, siendo necesario que el Senado apure su aprobación antes que terminemos por depredar todo el ecosistema y los recursos que nos proporciona el mar", añadió la diputada Acevedo.

La propuesta pasó ahora a segundo trámite, al Senado.

Revisa más noticias de la Región del Biobío. Síguenos en Facebook para más informaciones.

Cargando más noticias...