Cerrar Publicidad (10s)

Detectives de la Brigada de Investigación Criminal del puerto detuvieron a 8 personas, quienes mantenían órdenes pendientes por delitos como daños simples, abuso sexual de menor de 14 años, lesiones, hurto, receptación y tráfico en pequeñas cantidades.

El pasado 18 de julio, los oficiales policiales se desplegaron por las comunas de Talcahuano y Hualpén, en donde lograron la ubicación de 6 personas, que eran solicitados por diferentes juzgados por su responsabilidad en diversos ilícitos acaecidos.    

De igual forma, se detuvo a 2 personas por receptación, quienes además, mantenían antecedentes por robos, relacionados a la sustracción de un teléfono móvil y un vehículo en Quillota. Este último en particular ofrecía, a través de redes sociales un automóvil a un valor por debajo del mercado, al hacer el seguimiento de este, se estableció que el auto había sido sustraído por medio de una estafa, una vez recuperado fue devuelto a su propietario

"Con estas detenciones estamos dando cumplimiento a diversas órdenes emanadas de los juzgados, ya que sacamos de la calle a personas que han cometido delitos importantes. Nuestro trabajo es realizar investigaciones profesionales que permitan poner frente a la justicia a quienes afecten la tranquilidad de la población, de esta manera ayudamos a aumentar la sensación de seguridad", sostuvo el subprefecto Alain Paul, jefe subrogante de la Brigada de Investigación Criminal Talcahuano.

Todos los imputados fueron puestos a disposición de los tribunales, para sus respectivos controles de detención.

Cargando más noticias...