Cerrar Publicidad (10s)
Las opiniones vertidas en esta sección son de exclusiva responsabilidad de quienes las emiten.
Las opiniones vertidas en esta sección son de exclusiva responsabilidad de quienes las emiten.

Si nuestra vida en sociedad fuese una montaña rusa, este sería - más o menos - el momento en que la velocidad de nuestro carrito comienza a desacelerar tras un intenso viaje (con unos cuantos saltos, vueltas en 360° y uno que otro descarrilamiento). Ahora bien, después de un viaje tan accidentado, cabe preguntarse, ¿cómo me siento después de todo esto? Puede que no muy bien. Ahora, no resulta difícil
imaginar que todos tendríamos diferentes estrategias para abordar la experiencia traumática: algunos tratarían de mantener la calma, otros estarían en shock, otros llorarían y quizás, algunos, querrían subirse de nuevo.

En definitiva, algunos se sentirían bien, y otros no tanto.

Creo que hoy nos encontramos viviendo una situación similar. Durante los eventos del estallido social y la posterior pandemia, tanto pequeñ@s como adultos nos encontramos en un frenético vaivén de incertidumbres.

Ahora que nos recuperamos un poco de aquel mareo, pareciera ser que nos dimos cuenta de que existía algo llamado salud mental.

Salud mental es una idea amplia que no tiene una sola definición. Es ese tipo de concepto que todos saben qué es hasta que tienen que explicarlo. Sin embargo, podemos establecer, como parámetro, que implica bienestar psicológico, emocional y social.

Volvamos a las estrategias. Estrategia es algo que empleamos de manera sistemática para lograr un fin ¿Cuál es el fin? Volver a balance. Salir del mareo. Integrar la experiencia de la montaña rusa: aceptar que ya pasó - al menos de momento - la parte intensa. En el fondo es nuestro cuerpo, en su infinita sabiduría, llamándonos al equilibrio.

Ahora bien, hay quienes tienen estrategias que no les sirven. Cuando eso pasa, aparecen la ansiedad, la sintomatología depresiva, la angustia, entre otros ¿Qué hacemos en ese caso? Pues, al igual que si tengo dolores reiterados de estómago, acudo a un profesional médico especialista en gastroenterología y cuido mi salud física, del mismo modo, si tengo dolores psicológicos o emocionales reiterados, puedo buscar ayuda respecto de la salud mental.

Es en ese proceso donde logramos encontrar nuestro propio concepto de salud mental. Así, la próxima vez que nos toque subir a la montaña rusa de nuevo, puede que disfrutar del viaje esté dentro de las opciones.

Cargando más noticias...