Cerrar Publicidad (10s)

Una exhaustiva búsqueda encabezó la policía estadounidense para dar con el paradero de una niña de diez años que desapareció durante la noche del domingo, en Wisconsin. La menor fue identificada como Lily Peters.

Su padre denunció que la pequeña no regresó a su casa después de ir a visitar a su tía. Tras ello, se inició un amplio operativo.

Horas después de su desaparición pudieron encontrar la bicicleta en la que se trasladaba la niña. Estaba en un sector boscoso, cerca de un sendero.

Lamentablemente, durante la mañana del lunes, hallaron su cadáver, según informó People. El jefe de policía, Mathew Kelm, señaló que “estamos investigando un caso de homicidio”, confirmando de esta manera la participación de terceras personas en el crimen.

Añadió que “no hay nadie detenido de momento y tenemos varias pistas”. También hizo un llamado a la comunidad a mantenerse resguardada.

También entregó condolencias a la familia de Lily. “Queremos enviar nuestro más profundo pésame a la familia y los amigos de Lily Peters durante estos trágicos momentos”, señaló.

Cargando más noticias...