Cerrar Publicidad (10s)

El caso Crudo Iraní será llevado a juicio oral, a partir de la acusación presentada por la Fiscalía, que está solicitando penas de 4 y 5 años de cárcel en contra de seis ejecutivos de Empresa Nacional del Petróleo (ENAP).

Esto se debe a están siendo acusados como responsables de los episodios de contaminación en Talcahuano y en el cordón industrial de Quintero-Puchuncaví-Ventanas.

La entidad persecutora pidió penas de 4 años de cárcel para Alvaro Hillerns, Patricia Cabalá y Jorge Farías, tres de los seis ejecutivos de la petrolera estatal, así como para Joseph Darlington, capitán de la marina mercante.

En tanto para Edmundo Piraino, Juan Pablo Rhodes y Carlos Lizana, las penas solicitadas ascienden a 5 años de cárcel

Esto debido a que los involucrados realizaron labores de gestión y manejo de crudo iraní con infracción a los estándares ambientales y reglamentarios, permitiendo la emisión y posterior propagación de sustancias químicas peligrosas para la salud, especialmente de las personas que habitaban las zonas colindantes a los lugares donde se llevaron a cabo.

La investigación concluyó que se realizaron venteos indebidos de ácido sulfhídrico (H2S) en la Bahía de Concepción, tras determinarse que la carga de Iranian Heavy (crudo iraní) que llevaba el Buque Monte Toledo hacia ENAP Refinerías Biobío poseía una presunta concentración cercana a 1.000 ppm de H2S, cuyo límite entonces era de 100 ppm de H2S.

Posteriormente, una toma de muestra certificada en el Buque Monte Toledo por parte de una empresa externa arrojó un valor de 9.000 ppm de H2S, evidencia que se presentará en la audiencia de preparación del juicio oral.

Junto a lo anterior, también existen delitos por la propagación de sulfuros por medio de drenajes y disposición indebida de aguas oleosas, provenientes de crudo iraní en canales y piscinas de decantación ocurridos en el Terminal Quintero.

Tomas de muestras de tanques y separadores para drenaje indicaron montos hasta los 6.600 ppm de sulfuros.

Remberto Valdés, abogado querellante por los habitantes de Quintero y Puchuncaví, indicó que “estamos extraordinariamente satisfechos con la actuación del Ministerio Público. Se trata de una decisión inédita en toda la historia jurídica nacional en materia de derecho ambiental”.

“Llevamos a juicio a seis importantes ejecutivos de ENAP y estamos pidiendo junto a Fiscalía 5 y 4 años de presidio efectivo. Las más de 1.400 personas que representamos en este juicio recibirán, sin ninguna duda, la justicia que se merecen y estos ejecutivos serán condenados”, puntualizó Valdés.

Cargando más noticias...