Cerrar Publicidad (10s)

El candidato del Frente Social Cristiano, José Antonio Kast, fue parte del programa “Las Caras de la Moneda”, conducido por Mario Kreutzberger, Don Francisco. En la instancia estuvieron su esposa María Pía Adriasola y sus nueve hijos. Durante la emisión, ella contó la historia de amor entre ambos, detallando cómo fue el inicio de su relación tras 30 años de matrimonio. Incluso contó sobre un quiebre que los mantuvo separados.  

Adriasola contó que “a él le costaba mucho comunicarse. A mí me costaba entender que no tenía tiempo”, sostuvo relatando la época en que Kast era político universitario. Explicó que, en aquellos años, no había acceso a la tecnología de hoy para poder hablar desde equipos móviles. “Quería tener este pololo para mí, pero estaba muy ocupado siempre, entonces me costaba”, sostuvo.

Don Francisco le preguntó si aquellos problemas fueron por la política y le preguntó qué es lo que ocurriría si él ganara. Ella le respondió que “30 años de matrimonio hacen lo suyo”.

Por su parte, José Antonio Kast añadió que, cuando tuvieron ese quiebre, él se puso a pololear con otra persona. Comentó, entre risas, que eso “no me lo perdonaron nunca”. Cuando terminó su relación con esa persona, él dijo que “quería volver con María Pía”. Agregó que le pidió ayuda a un cura amigo, que le recomendó que un tiempo de seis meses “para ver si esto de verdad es amor”.

Pasado aquel semestre, él la volvió a ver, pero con un hombre que tenía una de sus manos sobre el hombro de ella. Contó que, en ese momento, emprendió un camino de reconquista que tardó otros dos meses. Desde que volvieron, la familia se ha mantenido.

Además, contaron que instauraron un “martes de amor”, el cual, según ella, significa “un momento de exclusividad en que yo sentí que por fin tuve un lugar dentro de esta agenda tan ocupada”.

Cargando más noticias...