Cerrar Publicidad (10s)

Un grupo delictual que se dedicaba a la trata de mujeres en la frontera de Colombia y Ecuador quedó al descubierto durante estos días.

Los individuos engañaban a las víctimas y les ofrecían trabajos en bares, sin embargo, luego las obligaban a ejercer la prostitución y a bailar, sino las mataban.

Según informa Caracol, las mujeres eran recluidas desde distintos puntos de Colombia y Sudamérica. Estos detalles se conocieron luego que una de las víctimas lograra escapar del lugar.

"J, el patrón, él se me entra por el tejado y agarra con un cuchillo a motilarme el cabello, y pues trata de apuñalarme, gracias a Dios no lo logra", relató.

Asimismo, contó que "duramos nuevamente como una hora combatiendo con estas personas, finalmente, después de golpearnos una y otra vez deciden dejarnos ir. Nosotras logramos salir corriendo de ahí y ese fue el final de todo. Llegamos a Bogotá".

Lee también: Sujeto intentó matar a su esposa mientras dormía: Lo condenan a más de 3 años en prisión

Gracias a su testimonio y la labor de un agente infiltrado, lograron detener a nueves personas detrás de este banda.

"Venían engañando a mujeres, especialmente del Ecuador, de Venezuela y de Perú, llevándolas desde diferentes partes del país, trasladadas al municipio de Ipiales contra su voluntad, donde debían llevar a cabo actividades de prostitución", explicó el general Fernando Murillo, director de la Dijín.

Cargando más noticias...