Cerrar Publicidad (10s)

Una enorme sorpresa se llevaron los trabajadores de la marca de ropa Spanx, luego que su jefa, la empresaria Sara Blakely, decidiera regalarles dos pasajes de avión en primera clase y 10 mil dólares (unos $8 millones).

Según detalla CNN, la emocionante noticia llegó durante un evento de la marca, donde celebraban un importante acuerdo. Esto porque la firma Blackstone, compró la mayoría de sus acciones por 1.200 millones de dólares.

A raíz de este acuerdo, decidió compartir su alegría con sus empleados y para ello, llevó un globo terráqueo hasta el escenario y les dijo que podían escoger el lugar que quisieran para viajar.

"Si se van de viaje es posible que quieran ir a una cena muy bonita, es posible que quieran ir a un hotel muy bonito, y por eso con los dos pasajes de primera clase de cada una a cualquier parte del mundo, cada una recibirá 10.000 dólares", dijo ante los gritos y euforia de los presentes.

Cargando más noticias...