Cerrar Publicidad (10s)

Durante esta mañana, se pudo evidenciar en la Universidad de Concepción, los estragos que generó la realización de un "Jolgorio" la noche del jueves en el foro de la casa de estudios. Una celebración que reunió a cientos de personas a pesar de la pandemia Covid-19.

Cabe mencionar que se trata de un evento no autorizado por la UdeC y que fue ampliamente cuestionado a través de las redes sociales.

No obstante, fue durante esta mañana que quedó en evidencia la poca cultura de los asistentes. Quienes dejaron basura por todos lados, que funcionarios se encargaron de limpiar.

De hecho, trabajadores de la universidad llegaron a primera hora a cumplir con sus labores, quedando impactados por como quedó la U.

"Es horrible, me da pena, pero que vamos a hacer, me da pena verla como está. No pensé que iba a ser para tanto, pero viendo los videos de redes sociales, lo encuentro horrible. La universidad no es para que esté así", expresó una funcionaria administrativa.

"Horrible, creo que no se debería prestar para esto, la universidad hay que respetarla igual", indicó un trabajador de la casa de estudios.

Lee también: Gran multitud llegó a "jolgorio" no autorizado en la Universidad de Concepción

Por otro lado, una joven que acostumbra pasear a su mascota por las mañanas, detalló la cantidad de residuos que quedaron en el lugar.

"Es terrible, yo siempre vengo en la mañana y ahora está todo horrible y cochino. Hay vidrios en el piso, uno trae al perro y se puede cortar las patitas. Muchas botellas partidas por todos lados", explicó.

Declaración UdeC

Por medio de una Declaración Pública, la Rectoría de la Universidad de Concepción, expresaron su más profundo rechazo a la actividad masiva y no autorizada, la que aseguraron se extendió desde las 19:00 horas del jueves 7 de octubre, hasta las 05.00 de la mañana de este viernes.

"Quienes participaron de esta actividad produjeron diversos daños a la infraestructura y dejaron toneladas de desperdicio esparcidos por el campus. A ello se suma la destrucción de la señalética sanitaria y el nulo respeto a las medidas de cuidado que impone la crisis generada porCovid-19", indicó la casa de estudios superiores.

"Dicho comportamiento irresponsable demuestra un total desprecio por la seguridad y salud de las personas, en medio de una compleja y dolorosa crisis vivida en el país a causa de la pandemia, que ha cobrado miles de vidas de chilenas y chilenos. En medio de una situación sanitaria que persiste, este tipo de actividades no autorizadas arriesgan la salud de la comunidad en su conjunto y ponen en riesgo la frágil condición de desconfinamiento con que hoy contamos", agregó la institución.

Desde la UdeC señalaron que cuando conocieron la convocatoria de este encuentro social, dieron aviso a la autoridad sanitaria y policial. En esa línea, explicaron que fiscalizadores permanecieron en el campus hasta las 20.0 horas, para posteriormente retirarse del lugar.

"Por todo lo anterior, junto con buscar nuevas instancias de coordinación con las autoridades respectivas para evitar que actividades de este tipo vuelvan a ocurrir, reiteramos nuestro llamado a mantener las alertas necesarias y rechazar este tipo de acciones que menosprecian la vida de quienes hemos guardado estricto cuidado en esta compleja y triste situación que aqueja al país y al mundo", cerró la Declaración.

Autoridades del Biobío

Las autoridades del Biobío también se sumaron a las críticas a esta masiva celebración que irrespetó todas las medidas de distanciamiento social.

Por su parte, el delegado presidencial del Biobío, Patricio Kuhn, dijo que "lamentamos la realización de ese evento, porque va en contrario de lo que significa la responsabilidad (...) todavía el virus está entre nosotros y hay variantes que son peligrosas".

"Vamos a determinar quienes fueron los organizadores de ese evento y de acuerdo a eso, veremos las acciones necesarias", añadió.

Respecto a una posible querella, señaló que "nuestro equipo jurídico está viendo las acciones más adecuadas".

En esta misma línea, el alcalde de Concepción, Álvaro Ortiz, fue enfático en decir que "el llamado es a la responsabilidad. Primero, estamos en un contexto de pandemia, donde se pasaron a llevar todas las medidas de autocuidado y los aforos permitidos".

Sin embargo, explicó que como municipio no se tomarán acciones legales, porque esto le corresponde al "delegado presidencial que está a cargo de la seguridad pública en su territorio y el rector de la Universidad de Concepción".

"Ojalá lleguen a algún puerto ese tipo de acciones, ya que la experiencia nos dice que se hacen con la mejor voluntad, con todos los fundamentos jurídicos, pero cuesta saber quienes son los que convocan a este tipo de eventos", cerró.

Cargando más noticias...