Cerrar Publicidad (10s)

El Juzgado de Garantía de San Javier condenó a la denominada paciente cero de variante Delta y deberá cumplir 300 días de presidio con pena sustitutiva de remisión condicional, consistente en la sustitución del cumplimiento de privación de libertad.

Por lo anterior quedará sujeta al control administrativo y a la asistencia al Centro de Reinserción Social de Gendarmería de Linares, por el lapso de un año.

Además, deberá cumplir durante el período de control con las condiciones legales del artículo 5° de la Ley 18.216, que impone fijar residencia y mantener un empleo, en caso de carecer de medios conocidos y honestos de subsistencia.

Cabe recordar que la mujer venía proveniente de Miami, Estados Unidos, al funeral de su padre. Ella junto a su hermana y cuñado, violaron la burbuja sanitaria del permiso humanitario que le permitió ingresar al país el pasado 4 de junio.

Lee también:

Tras un juicio simplificado, la mujer de 45 años admitió su culpabilidad por el delito de atentado a la salud pública y confirmó que pagó la multa por el sumario sanitario.

No obstante, aquello lo negó la Seremi de Salud (s), Valery Salinas, quien explicó que al caso positivo se le cursó una multa por 200 UTM y a los dos contactos estrechos, una por 100 UTM.

"No se ha registrado pago a la fecha de ninguna de las tres multas, por lo cual el Consejo de Defensa del Estado procederá a su cobro si así lo determina", indicó la autoridad.

En relación a la hermana y el cuñado, a quienes también se les formalizó, fueron sometidos a una suspensión condicional. Esto quiere decir que deberán donar cada uno de ellos la suma de 300 mil pesos en insumos médicos a la Cruz Roja de San Javier, no verse involucrados en ningún hecho de similares características durante el término de un año y fijar domicilio e informar cualquier cambio.

Para esta y otras informaciones únete gratis a nuestro canal de Telegram haciendo click aquí.

Cargando más noticias...