Cerrar Publicidad (10s)

El Gobierno salió al paso tras la polémica que se instauró por ofertas laborales que circulan a través de redes sociales con anuncios que incluyen dentro del sueldo los subsidios que entrega el Estado para impulsar el despegue del mercado laboral.

Las gráficas que se han visto en redes dan cuenta del ofrecimiento de un sueldo en torno a los $600 mil para cargos de auxiliares de aseo.

Eso sí, en letras pequeñas se ve el gran problema: buena parte de ese dinero se explica por el IFE Laboral cuando este beneficio ni siquiera lo entregan las empresas. De hecho, es un aporte directo del fisco al bolsillo de las personas que logren encontrar un empleo formal.

Lee también:

Es a raíz de lo anterior que el ministerio del Trabajo, que encabeza Patricio Melero, aclaró que "los subsidios al empleo en sus líneas Protege, Nuevo Empleo e IFE Laboral son beneficios estatales, no imponibles, que se entregan directamente a los trabajadores, por un tiempo determinado y sin intervención de los empleadores".

En esa línea, precisó que estos beneficios "no forman parte del salario, sueldo ni de la remuneración mensual ofrecida por el empleador, por lo que no sufren -ni pueden sufrir. descuentos de ningún tipo".

"Llamamos a las empresas a realizar sus ofertas de trabajo de forma responsable y transparente, para que los trabajadores tengan claridad de las condiciones del trabajo que se ofrece", cerró el documento.

Para esta y otras informaciones únete gratis a nuestro canal de Telegram haciendo click aquí.

Cargando más noticias...