Cerrar Publicidad (10s)

La Corte Suprema ordenó al Fisco pagar una millonaria indemnización, equivalente a un total de $1.000 millones, a los cuatro hijos del matrimonio compuesto por Werner Luchsinger y Vivian Mackay.

Hay que recordar que ambos murieron en un ataque incendiario que se registró el 3 de enero del 2013, en el fundo Lumahue, ubicado en la comuna de Vilcún, región de La Araucanía.

Conforme se precisó, el Máximo Tribunal invalidó de oficio el fallo de segunda instancia de la causa y en sentencia de reemplazo, se condenó al Estado de Chile pagar la indemnización ($1.000 millones) por falta de servicio policial.

Según sostiene el fallo, la policía no adoptó medidas de seguridad que evitaran hechos delictivos en contra del fundo a pesar de que existían amenazas.

Lee también: Desconocidos frustraron a balazos allanamiento policial en Temucuicui

En concreto, lo que dice la resolución es que "la responsabilidad del Estado, fundada en la falta de servicio, se traduce en que, no obstante, ser conocidos por las autoridades de la zona, las amenazas que había recibido la familia Luchsinger Mackay; teniendo en cuenta, además, que el día de los hechos, se trataba de la fecha en que murió el comunero Matías Catrileo Quezada, en el Fundo Santa Margarita”, entonces de propiedad del primo hermano de la víctima Werner Luchsinger Lemp".

Esto “permite colegir, sin lugar a dudas, el ambiente de tensión que reinaba en el sector y que llevó, incluso, a que existiría, como lo reconoce el demandado, a un reforzamiento de la seguridad en los alrededores”.

“Las consideraciones anteriores hacen irrelevante la propuesta de la parte demandada Fisco de Chile, en lo que dice relación con intentar dar relieve a que la ejecución del crimen pudo deberse a que la víctima Werner Luchsinger habría rechazado la protección policial”, afirma la resolución.

Para esta y otras informaciones, únete gratis a nuestro canal de Telegram haciendo click aquí.

Cargando más noticias...