Cerrar Publicidad (10s)

Fernanda Hansen es una de las personas que apoya el proyecto de Ley Dominga, que se aprobó el martes por el Senado y busca que exista un protocolo universal en el personal de salud de las instituciones con las madres que sufran muerte gestacional.

En diálogo con Meganoticias, la comunicadora se refirió a la razón de por qué es necesaria la ley. En su caso, ella perdió tres embarazos.

“A los 3 meses, diagnóstico: incompatible con la vida. Mi hija no tenía ninguna posibilidad de vivir. Era una niñita: Alma”, 
contó.

Además, la periodista señaló que antes ya se sintió mal por otras dos pérdidas e indicó que el trato que recibió por parte del personal médico no era justo.

“Puedes esperar a perderlo naturalmente o puedes practicarte un legrado y como era mi primera pérdida entré en el número estadístico", dijo.

Lee también: Raquel Argandoña apoyó millonario sorteo de Nano Calderón para ayudar a pymes

En ese sentido, agregó que "una de cada cuatro mujeres pierde un hijo, entonces si me lo están poniendo como algo súper normal, no tengo derecho a llorar, no tengo derecho a sufrir, siendo que por dentro estaba devastada. Yo quería a mi guagüita, la estaba esperando”.

“La primera cosa que me llama la atención es el hecho de que uno está con una pena muy profunda, pero estás en el Departamento de Maternidad escuchando como guagüitas nacen”, dijo.

“En la cultura actual te dicen hasta los tres meses no cuentes. Siento que es un incentivo para seguir silenciando una realidad de muchas mujeres, porque como no cuentas no tienes a quien contarle que la perdiste por lo tanto no tienes con quien sostenerte para llorarla, cuando todo un círculo familiar está afectado”, concluyó.

Cabe mencionar que el nombre de la ley es en honor a la hija que perdió una mujer llamada Aracelly Brito, que tenía nueve meses de gestación.

Para esta y otras informaciones únete gratis a nuestro canal de Telegram haciendo click aquí.

Cargando más noticias...