Cerrar Publicidad (10s)

El nombre de Chase Poust ha dado la vuelta al mundo últimamente. Se trata de un niño que con tan sólo 7 años arriesgó su vida para salvar la de su padre y la de su pequeña hermana de cuatro años.

La impactante historia ocurrió cuando Chase y su familia paseaban en un bote por el río St. John's, en el estado de Florida. De un momento a otro, la embarcación se vio atrapada por la intensa corriente.

Ante el peligro que suponía la situación, Chase decidió abandonar la nave en busca de ayuda. Sin pensarlo dos veces se arrojó al agua y nadó por más de una hora.

“La corriente iba en sentido contrario al barco y la orilla. Era muy difícil nadar en esa dirección”, comentó Chase al medio Mirror, recordando su hazaña.

A pesar de su complicado periplo, el pequeño consiguió imponerse a la adversidad y llegar a la orilla. 

Alertados por Chase, Bomberos y funcionarios de la Comisaría de Jacksonville fueron en rescate del padre y la hija. Los hallaron a más de un kilómetro de distancia de su bote.

Para esta y otras informaciones únete gratis a nuestro canal de Telegram haciendo click aquí.

Cargando más noticias...