Cerrar Publicidad (10s)

Vasco Moulian estuvo en el programa Zona de estrellas y recordó la época en la que fue jurado de Rojo, el color del talento, espacio de TVN al que se integró en 2018.

En la instancia, aseguró que él era el único de los evaluadores que tenía una muela distinta, esto se refiere al aparato por donde reciben comentarios o indicaciones desde dirección.

"Entonces al lado cachaban. Siempre cachaban que yo tenía que poner la nota que me decían en la muela", agregó.

En esa misma línea, Moulian declaró que "yo renuncié. A mí me hacían arreglar las notas. ‘Tienes que ponerle tal nota’. Yo me avergüenzo. Caí en el juego y me arrepiento de haber puesto notas que muchos artistas no se merecían".

Por otra parte, el presentador recordó un caso en particular, donde él no obedeció a lo que le decía el director ejecutivo. Y evaluó con la nota que quiso al cantante venezolano Edwin Joseph.

Según consignó Glamorama, Vasco a su declaración le añadió que "me llamó Gonzalo Cordero, el director ejecutivo, y me empapeló a garabatos. Se paró y yo creo que estuvo a punto de irse a las manos. Menos mal que yo reaccioné tranquilo, lo miraba con cara de ‘pobre weón’ y ‘que estás alterado’”.

Moulian señaló que “él quería que ganara el morenito para que se generara más tensión, entonces él fue muy agresivo conmigo”. Allí fue también cuando el comunicador le envió un mensaje: "¡Queréllate weón, porque tengo como diez mil testigos!".

Vasco contó que le dio a conocer esta situación a la presidenta del directorio de TVN, Anita Luigi, pero afirmó que no hizo nada al respecto.

Te puede interesar:Vasco Moulian critica a Vanessa Daroch por su reciente predicción

"Caí en el vicio de arreglar las notas"

El panelista del programa de Zona Latina declaró que Cordero fue quien lo llevó al programa como jurado y aseguró que ambos se tenían confianza.

Vasco también aprovechó de hacer un mea culpa al respecto y agregó que "la verdad es que yo también caí en el vicio de arreglar las notas para que el programa se pusiera más entretenido. Porque muchas veces hay personajes como (Álvaro) Ballero, que yo le arreglaba las notas para que pudiera quedarse".

"Los demás jurados ponían las notas que querían. Estaba Neilas (Katinas), estaba la Jime Pereyra. La Jime Pereyra es testigo, porque ella me decía ‘¿qué te están diciendo en la muela?’ y yo le conté. Le conté a la Jime y le conté a la Consuelo Schuster. La Maitén (Montenegro) no cachaba, porque ella era la más dura”, agregó.

“Al final, cuando era el momento de que ganara alguien, nos sugerían que ganara tal persona, pero no era obligación”, concluyó al respecto.

Revisa a continuación sus declaraciones.

Para esta y otras informaciones, únete gratis a nuestro canal de Telegram haciendo click aquí.

Cargando más noticias...