Cerrar Publicidad (10s)

El pasado fin de semana, en Chinquihue, Puerto Montt venció por 2-1 a San Luis con goles de Diego Opazo y Cristopher Ojeda. El descuento canario fue obra de Gustavo Lanaro.

En el compromiso, el árbitro Nicolás Millas -en su informe- consignó un crudo hecho que ya llegó a las canchas chilenas.

El juez escribió en su informe lo siguiente: el jugador Diego Subiabre fue expulsado del campo por “lenguaje ofensivo y humillante”.

Además, Millas agregó que “cuando el balón estaba detenido, entra al terreno de juego y le grita a viva voz a un adversario ‘párate negro culi…(sic)”. 

Esta situación fue advertida por el cuarto juez Franco Jiménez. 

Para esta y otras informaciones, únete gratis a nuestro canal de Telegram haciendo click aquí.

Cargando más noticias...