Cerrar Publicidad (10s)

Desde temprano, cientos de penquistas salieron a las calles para despedir al pequeño Tomás Bravo. Si bien la entrega del cuerpo del niño estaba pronosticada para las 12:00 del día, luego de dos meses al interior del Servicio Médico Legal de Concepción, se atrasó al menos en una hora.

Con globos de colores, carteles, niños disfrazados, familias completas llegaron hasta las inmediaciones del servicio forense. Asimismo, cientos de personas esperan la pasada de la caravana por las calles de la capital del Biobío.

"Acompañamiento a la familia y dolor por la familia. Uno se conmueve por lo que sucedió y por eso pedimos justicia para el niño", dijo una de las mujeres que llegó al SML. Mientras que otra mujer sostuvo que "uno como mamá, abuela, con nietas nietos, no puede dejar de empatizar con el dolor de una madre".

Lee también

El traslado del cuerpo del menor se realizará desde Concepción, donde el féretro tendrá su primera despedida, rumbo a Raqui Bajo en Arauco, comuna que queda a 134 kilómetros de la capital de Biobío. El cortejo pasará por las principales calles de la ciudad hasta llegar al puente Llacolén, donde tomará la vía rumbo a Arauco.

En detalle, el trazado del cortejo comenzará en el SML penquista, pasando luego por Avenida Los Carrera hasta Rotonda Paicaví; subiendo por Avenida O’Higgins y llegando a Plaza Independencia para tomar calle Caupolicán y regresar a Los Carrera. Desde ahí, se dirigirá al Puente Llacolén, Ruta 160 con rumbo a Arauco.

Revisa algunas fotografías de las calles de Concepción:

Para esta  y otras informaciones, únete gratis a nuestro canal de Telegram haciendo click aquí.

Cargando más noticias...