Cerrar Publicidad (10s)

La fecha 29 de la Liga en España se vio enlodada por un nuevo acto racista. El Cádiz recibió al Valencia y en el minuto 30 de partido se vivió un repudiable hecho.

El jugador Juan Cala del cuadro local insultó en el minuto 30 al francés Mouctar Diakhaby. El jugador valenciano tuvo una descontrolada reacción y el mismo zaguero se acercó a sus compañeros para mostrarles su enojo tras lo sucedido.

Acto seguido, todo el equipo de Valencia decidió dejar la cancha en apoyo a Diakhaby. Tras varios minutos sin acción, el equipo retornó al campo a disputar el partido, mientras que el afectado jugador decidió quedarse en camarines.

Según el diario Marca, el informe del árbitro Medie Jiménez acusó gravamente a Juan Cala del Cádiz. En el acta, el réferi consigno que "Diakhaby, una vez amonestado por discutir con un contrario, me dice textualmente: "Me ha llamado negro de mierda (sic)" en referencia al jugador número 16 del Cádiz, Juan Torres Ruíz. Este hecho no fue percibido por ningún integrante del equipo arbitral. Transcurridos unos instantes Valencia decide abandonar el terreno de juego".

Finalmente, Cádiz se quedó con el partido 2-1 frente al cuadro "ché", pero, claramente, se ganó el repudio completo del mundo. En las próximas horas, Cala sabrá cual es su castigo.

Valencia -en un comunicado de 10 puntos- respaldó la decisión del plantel de retirarse del campo y enfatizó en que "lo que ha sucedido hoy no debería volver a ocurrir jamás en el fútbol. Lo que hoy hemos perdido no es un partido. Hoy se ha perdido el respeto y el espíritu del fútbol y el deporte".

Para esta y otras informaciones, únete gratis a nuestro canal de Telegram haciendo click aquí.

Cargando más noticias...