Cerrar Publicidad (10s)

El Ministerio Público decidió formalizar por tres cuasileditos de homicidio, un cuasidelito de lesiones graves gravísimas y otro de lesiones menos graves por la explosión ocurrida en la clínica Sanatorio Alemán de Concepción.

La fiscalía someterá a proceso al jefe del departamento de Prevención de Riesgos de la clínica, Patricio Canales y al inspector de emergencias de la empresa Gas Sur, Cristopher Toledo.

"Dada la reiteración de delitos, la pena máxima que pudiéramos aspirar en este caso, tratándose de un delito culposo, insisto, en que no hay intención, sino que culpa, negligencia, infracción de reglamento, máximo tres años de privación de libertad", dijo el fiscal Jorge Lorca de Concepción.

Al respecto tanto el Sanatorio Alemán como la empresa Gas Sur se refirieron a la determinación del Ministerio Público, por parte de la clínica sostuvieron lo siguiente:

“Clínica Sanatorio Alemán reafirma su intención de conocer la verdad de los hechos ocurridos el 21 de abril del año pasado y esta noticia es un paso importante para ello. Como ha sido todo este tiempo mantiene su compromiso de colaboración en el proceso”.

Por su parte la compañía de gas emitió una declaración pública mostrando su disposición a seguir colaborando con la investigación.

Dicha solicitud es la comunicación formal de los hechos de la investigación y no implica decisión final de un tribunal de justicia en este caso, ni menos condena. Asimismo, reafirmamos nuestra voluntad de seguir cooperando con las autoridades hasta el término de este proceso, tal como lo hemos hecho desde el primer momento.

Cargando más noticias...