Cerrar Publicidad (10s)

Vecinos de distintos sectores rurales de la comuna de Mulchén, en la provincia de Biobío, se tomaron las rutas Q-85 y Q-65 la jornada de ayer lunes. Los protestantes adoptaron la medida debido al mal estado que presentan los caminos, según ellos por el paso diario de cientos de camiones, principalmente de la empresa Mininco. 

Algunos de los sectores involucrados son Las Cachañas, Palermo Bajo, Santa Emilia y otros, cuyas familias ven afectada su calidad de vida, al no poder transitar adecuadamente desde sus viviendas hacia su trabajo, las escuelas e incluso hacia las postas para recibir servicios de urgencia. 

De acuerdo a los dirigentes Rosa Parra, secretaria del comité de caminos de los sectores Caledonia y San Miguel, y Jony Márquez, presidente de la Junta de Vecinos Las Cachañas, ya sostuvieron varias reuniones con representantes de CMPC, Vialidad e incluso el Seremi de Obras Públicas, pero no han obtenido soluciones concretas y, por lo mismo, decidieron tomarse el camino. 

Los dirigentes detallaron que el 8 de julio se envió una carta al Seremi del MOP para poder manifestarle –por segunda vez- la preocupación de los vecinos e informarle sobre posibles medidas a tomar en caso de no encontrar solución.

En tanto, el alcalde Jorge Rivas también sostuvo reuniones con representantes de la empresa y autoridades pertinentes, incluso han enviado oficios a la Dirección de Vialidad. El jefe comunal reiteró su preocupación al Gobernador Provincial, emitiendo otro oficio exigiendo una respuesta. 

Hasta el lugar llegó personal de la empresa y luego el jefe provincial de Vialidad, Cristian Delgado, quien se comprometió a obtener una respuesta este martes, la que de no ser positiva, los vecinos advirtieron que tomarán nuevas acciones.

Cargando más noticias...