Cerrar Publicidad (10s)

Actualmente se discute un proyecto de ley que buscaba regular la actividad de las salas de entretención, conocidas como “casinos populares” en Chile.

Pero este proyecto sufrió cambios y además se le dio urgencia por parte del presidente Sebastián Piñera.

La iniciativa ahora busca eliminar por completo los juegos de azar fuera de los casinos.

Esto llevará al cierre de todas las salas existentes en Chile, muchas de ellas con permiso para su funcionamiento, lo que dejaría a más de 100 mil personas cesantes.

La Asociación Gremial de Operadores, Fabricantes e Importadores de juegos electrónicos recreativos de premio programado (FIDEN Ag) acusan que existirían serias irregularidades.

De hecho este jueves llegaron hasta Contraloría para que se investigue la relación entre el presidente Sebastián Piñera y Enjoy S.A. y así se vea si existe un conflicto de intereses.

“El presidente nos manda a prohibir y tiene inversiones en la inmobiliaria Enjoy casino”, acusó Ramón Sepúlveda, vicepresidente de FIDEN Ag en Radio Biobío.

El conflicto se da porque las agrupaciones de salas de entretención buscaban la regulación de la actividad, pero el gobierno presentó una indicación sustitutiva y le puso suma urgencia a la prohibición de estos “casinos populares”.

El tema es seguido con mucho interés por parte de las asociaciones existentes en Chile y en el Biobío, quienes buscan regular la actividad, pero no la prohibición.
Así lo ha dado a conocer en reiteradas ocasiones en conversación con Sabes.cl tanto FIDEN Ag como también PREME Ag.

“No existe lógica alguna para la prohibición, con la cantidad de impuesto que pagamos y la cantidad de trabajo que se da directa e indirectamente en esta industria”, sostuvo a Sabes.cl Paulo de la Paz presidente de PREME Ag hace unos meses.

Ahora el gremio continúa con la incertidumbre del futuro de la industria.

"De aprobarse la ley va a afectar directamente a la economía del país, que hoy día no enfrenta una buena situación y ¿como quedará con 100 mil cesantes mas?", dijo Paulo de la Paz a Sabes.

Al mismo tiempo agregó que "el gobierno habla en todas partes que apoya el emprendimiento y ahora apoya a cuatro a cinco familia que son los dueños de todos los casinos en Chile. Quieren acabar con la ludopatia y pasaron de 7 casinos en el país en 2005 municipales, a 24 y todos privados".

Ahora será la contraloría la que deberá indagar si existe o no un conflicto de interés entre el mandatario y la ley que busca la prohibición de los juegos de entretención fuera de los casinos.

Al mismo tiempo Paulo de la Paz presidente de PREME Ag pidió a los parlamentarios tomar en cuenta estos antecedentes y regular la actividad para su buen funcionamiento, aunque sea dura la legislación, pero que no prohiba la presencia de las salas de entretención.

Cargando más noticias...