Cerrar Publicidad (10s)

Fue en julio de 2017 que se instaló en Chile el primer semáforo en el piso del país, el cual se instaló en Concepción, iniciativa que luego fue replicada en Las Condes y otras comunas incluso en el Biobío.

Su objetivo en esa fecha era evitar los accidentes que en paicaví llegando al paradero de la Universidad Católica de la Santísima Concepción se volvieron recurrentes en la época, dejando incluso a un estudiante fallecido en abril de 2017.

Casi dos años después ya se tiene una evaluación de lo que fue esta experiencia piloto con dispositivos de 60 centímetros de largo y que proyecta luces en el suelo orientado a los peatones.

Desde su instalación los accidentes a peatones disminuyeron considerablemente, de hecho no se han registrado nuevamente personas fallecidas en ese punto.

"Ese piloto fue analizado, nosotros incluso enviamos toda la información que habíamos recolectado durante los meses que duraba el piloto a la división de norma de nuestro ministerio, para que evaluara la posibilidad de normalizarlo como un instrumento de seguridad", señaló el seremi de transporte del Biobío Jaime Aravena a Sabes.cl.

Tras el análisis la evaluación es más que positiva, por lo efectivo que se volvió en la arteria, donde al momento de su instalación buscaba precisamente alertar a quienes podían ir algo distraídos.

Sin embargo existen algunos términos que no permiten de momento replicarlo. "Ese análisis a pesar de que los indicadores son positivos, en el sentido que efectivamente ha disminuido la accidentalidad en ese lugar, la geometría de la arteria donde está instalado el semáforo de piso, no entregaba los suficientes antecedentes para poder comprobar que es un elemento que ayuda o disminuye por si solo la seguridad en el lugar, por lo tanto no fue posible normalizar desde ese punto de vista", sostuvo Aravena.

El piloto se terminó, pero se mantendrá el semáforo en el lugar porque no genera efectos negativos para los peatones y el tránsito. Las autoridades no descartan que estos aparatos puedan seguir instalándose en Concepción o en otros puntos como lo ha hecho Fesur.

"No significa que no pueda en el futuro normalizarse, pero para poderlo hacer tendríamos que hacer un nuevo piloto, generarlo en un punto que efectivamente podamos analizar y comprobar que ese instrumento por si solo produce esa seguridad que nosotros estamos esperando", señaló el seremi de transporte Jaime Aravena a Sabes.cl.

Para las autoridades la posibilidad de hacer otro piloto está, aunque de momento no se ha iniciado un proceso debido a que se obtuvo la respuesta del plan hace sólo unos meses.

Cabe destacar que actualmente existe una tendencia en la instalación de este tipo de aparatos en otros países y en Concepción al menos la evaluación es positiva.

Cargando más noticias...