Cerrar Publicidad (10s)

La Corporación Nacional Forestal (CONAF), durante esta semana, inició el proceso de levantar la restricción de quemas de desechos agrícolas, partiendo por la Provincia de Arauco y luego se extendió hasta las provincias de Biobío y Concepción.

Cabe recordar que el uso del fuego estuvo suspendido en toda la Región del Biobío desde diciembre del año pasado, debido al alto riesgo de incendios forestales.

Es que, a partir del mes de marzo, los propietarios de predios agrícolas necesitan preparar sus terrenos para la próxima temporada de siembra; y uno de los métodos de preparación es el uso del fuego para eliminar residuos vegetales que quedan después de faenas agrícolas.

Respecto a esta situación, el Seremi de Agricultura, Francisco Lagos, detalló que “una forma de regular que dichas faenas se realicen de manera correcta y sin riesgo de incendio forestal, es registrar los avisos de quema de cada agricultor, el cual debe acercarse a la oficina provincial de la Corporación Nacional Forestal (CONAF), servicio dependiente del Ministerio de Agricultura, que corresponda a su predio. En el lugar, junto con registrar la faena, se le entregan recomendaciones prácticas para llevar a cabo esa tarea de manera segura para su predio y para los vecinos”.

Por su parte, el director regional de CONAF, Juan Carlo Hinojosa, explicó que “es importante que los propietarios registren sus avisos, ya que, de esta forma, CONAF tendrá información del predio y la ubicación de la faena. Debido a los múltiples impactos que generan las quemas, uno de ellos los riesgos de incendios forestales, es que esta práctica es regulada para minimizarlos. La legislación vigente nos faculta como Corporación, a través de un Decreto Supremo, para regular el uso del fuego en forma segura y sólo como quema controlada”.

En el caso de ejecución de una quema no registrada en las oficinas de CONAF, el directivo precisó que “el propietario de ese predio se arriesga a multas o, incluso, su detención por parte de Carabineros, con quienes estamos coordinados en línea a través del Sistema de Asistencia a Quemas (SAQ) para la fiscalización de estas faenas”.

Otra de las razones por las que es vital este registro ante la CONAD es que si el predio se ubica cerca de una carretera, camino principal o secundario, o también contiguo a zonas de tendidos eléctricos, el organismo puede coordinarse con Carabineros para regular el tránsito que pudiese verse afectado por el humo.

Las personas que no realicen el aviso en alguna de las oficinas de CONAF se exponen a 61 días a tres años de cárcel o multas económicas que van desde las 11 hasta las 50 UTM.

Mientras que las quemas de desechos forestales se mantienen suspendidas hasta nuevo aviso.

Etiquetas:
Cargando más noticias...