Cerrar Publicidad (10s)

Con temperaturas un poco más bajas que las de la semana pasada, la Región del Biobío inició el mes de marzo. Sin embargo, para la Corporación Nacional Forestal, CONAF, el riesgo de incendios forestales se mantiene, es por ello que las acciones preventivas, como operativos carreteros y puerta a puerta continúan realizándose, principalmente en las veinticuatro comunas con mayor ocurrencia de este tipo de siniestros y que forman parte del trabajo del programa “Prevención de Incendios Forestales en Zonas de Interfaz”, financiado por el Gobierno Regional del Biobío.

Las condiciones meteorológicas de la zona fue uno de los temas abordados durante la reunión del Comité Operativo de Emergencias, COE, realizado esta tarde en dependencias de ONEMI, la cual fue encabezada por el Intendente Jorge Ulloa junto al Jefe de la Defensa para el Biobío, contraalmirante Carlos Huber. En la oportunidad, el director regional de CONAF, Juan Carlo Hinojosa, señaló, que la Corporación se mantiene atenta y preparada ante cualquier situación que se presente en las tres provincias.

“Si bien es cierto, ha bajado un poco la temperatura y las condiciones se ven un poco más favorables para que no tengamos incendios complejos, pero creemos que esto puede ser transitorio. Por lo tanto, como institución estamos preparados para enfrentar cualquier aumento de temperatura que pudiera significar riesgo de incendios”, indicó.

El directivo agregó que, en la región continúan registrándose incendios, “es por ello que nos mantenemos con los mismos recursos y en permanente altera, manteniendo la misma estrategia de trabajo que hemos venido ejecutando durante todo el verano, que es el de golpe único, respuesta rápida y atención principalmente cuando existe amenaza a la población, sus viviendas y luego a los bosques y plantaciones. Este trabajo ha permitido mostrar una eficiencia bastante alta”.

Respecto a las acciones de prevención en los distintos puntos de la región, Juan Carlo Hinojosa precisó que los operativos carretero y puerta a puerta se mantendrán, gracias al trabajo que realizan las Unidades de Prevención de Incendios Forestales, UPIF, que son equipos de trabajo contratados especialmente para esta labor y que son parte del programa “Prevención de Incendios Forestales en Zonas de Interfaz de la Región del Biobío”. Cada uno de estos equipos está conformado por dos profesionales del ámbito forestal y social, quienes luego de identificar factores de riesgo, realizan un plan de trabajo local junto a los vecinos, para establecer acciones de mitigación y prevención.

Etiquetas:
Cargando más noticias...