Cerrar Publicidad (10s)

Plena Semana Santa, momento donde miles de personas llegan a comer pescados y mariscos a distintos puntos de la Región del Biobío y también a comprar los mismos.

Es importante poder consumir estos recursos marinos cocidos y también comprarlos en lugares seguros y establecidos.

Es que las cifras preocupan en la Región del Biobío, a la fecha este 2018 van 78 brotes de enfermedades transmitidas por los alimentos (ETA) en palabras simples intoxicaciones. Pero eso no es todo, debido a que de estos casos se registraron 471 personas afectadas.

A la fecha van 117 fiscalizaciones a productos del mar en la Región del Biobío, cursándose 8 sumarios sanitarios en la zona.

Lino Alarcón encargado regional de seguridad alimentaria señaló que "son principalmente brotes que se han producido en personas que comen estos productos y que los consumen en sus domicilios, la recomendación es que compren en lugares establecidos y que los mantengan hasta la prepación adecuadamente bajo condiciones sanitarias".

 

Cargando más noticias...