Cerrar Publicidad (10s)

Neurocirugía del Hospital Ramón y Cajal de Madrid, estuvo en el Hospital Las Higueras de Talcahuano, para detallar técnicas de intervención de columna mínimamente invasivas, las que permiten un alto estándar de recuperación de los usuarios.

El facultativo sostuvo que prácticamente todas las patologías de columna son factibles de atender con una técnica quirúrgica tubular, mínimamente invasiva, y que considerando que muchos pacientes son de una edad avanzada y con patologías asociadas, este tipo de intervención minimiza los riesgos implícitos al procedimiento quirúrgico. “Por un lado permite tratar pacientes de más edad y que presentan comorbilidades, con enfermedades asociadas, a los cuales las cirugías tradicionales de columna tienen mucho riesgo” dijo.

Por su parte, el médico jefe de la Unidad de Columna en Las Higueras, Dr. Osvaldo Ojeda, manifestó que junto al Dr. Parajón se intervino con estas técnicas a una mujer de 76 años, que presentaba un caso muy complejo de patología de columna. Los resultados –dijo- fueron óptimos en la resolución del problema y en la fase post operatoria.

El facultativo agregó que la idea de este tipo de actividades es mejorar la calidad de atención que se brinda a los usuarios en Las Higueras. “Nosotros lo invitamos para mejorar nuestra capacidad de realizar este tipo de cirugías, que nos permite mejorar la calidad de vida del paciente, mejorar los costos de la atención y el alta hospitalaria que se hace mucho más precoz”. Concluyó que es una cirugía de punta, indicada para personas mayores, y que se concreta a través de mínimas incisiones en la piel. Es mucho menos agresiva y redunda en menor dolor post operatorio.

Cargando más noticias...