Cerrar Publicidad (10s)

Los vecinos de las calles 7 y 8 Poniente a la altura del 6400 en el sector Medio Camino de Talcahuano están cansados con el foco infeccioso que representa la acumulación de basura por parte de un residente que padece el Mal de Diógenes.


Hace 3 años aproximadamente que Juan Torres comenzó con esta problemática, reuniendo de todo lo que encuentra en los tachos de basura; ropa, juguetes, botellas, mangueras y de un cuanto hay. Sus familiares que viven relativamente cerca son quienes se llevan los reclamos ya que a él se le identifica como una persona agresiva.


Hasta el lugar llegó personal de la unidad de medioambiente del municipio chorero, y el jefe de aquella dirección, Juan Guillermo Rivera, reveló que estaban en conocimiento de esta situación desde julio, sin embargo no han podido hacer nada ya que como todo está en un recinto privado deben tener la autorización expresa para intervenir, a lo que el dueño se ha negado reiteradamente.


Los vecinos deben lidiar a diario con la plaga de ratones que cruza por sus viviendas, en verano las moscas son insoportables y el olor es un problema hasta ahora sin solución.


Cargando más noticias...