468 familias de la región son parte del programa creado exclusivamente para ir en ayuda de los afectados por los incendios de este año.

Once usuarios (as) de la comuna de Coelemu en Ñuble, que fueron afectados por los incendios forestales del verano pasado, adquirieron insumos, herramientas y materiales para reiniciar sus negocios. Esto gracias al apoyo de FOSIS y su programa Yo Emprendo Semilla Emergencia.

 

Se trata de personas que se desempeñan en una variedad de rubros como artesanía en pita, producción vitivinícola, agricultura, frutas y verduras, amasandería, servicios de instalaciones eléctricas y venta de astillas.

El programa Yo Emprendo Semilla de FOSIS, se ejecuta actualmente en 14 comunas de la Región del Biobío y se creó de manera excepcional tras los incendios forestales de fines de enero y principios de febrero pasado.

 

La iniciativa apoya de manera directa a las familias que vieron afectadas sus fuentes laborales y Coelemu se sumó al proceso de compras de usuarios (as) de San Nicolás, Florida, Hualqui y Concepción.
El Director Regional de FOSIS, Claudio Guiñez, acompañó a los usuarios al local comercial que escogieron en Coelemu. Dijo que “este programa busca normalizar los medios productivos y fuentes laborales que perdieron estas personas tras los incendios forestales y lo hace a través de dar continuidad a lo que venían haciendo o reimpulsando emprendimientos que habían perdido. Compraron sus productos y ahora viene una fase de seguimiento de sus negocios”.

 

Manuel Risopatrón del sector Huaro compró un motor petrolero para un aserradero móvil “que me servirá para seguir trabajando en corte de madera. Ahora yo traslado en camioneta mi banquito de madera y voy donde me llaman para brindar mi servicio”.

En tanto, la señora Alba Ruiz del sector Guarilihue Bajo, dijo que compró “madera, fierro y zinc para poder hacer la sala de sacado de pita, que es el producto que trabajo”.

 

Para el Programa Yo Emprendo Semilla Emergencia, FOSIS destinó recursos de sus programas regulares anuales, y focalizó la ayuda en las 14 comunas que fueron afectadas: Penco, Tomé, Florida, Santa Juana, Bulnes, Pemuco, Quirihue, Concepción, Hualqui, Quillón, Coelemu, San Nicolás, Portezuelo y Yumbel. Se ejecuta hasta agosto de este año, con una inversión de $341.640.000., e incluye capacitaciones, apoyo técnico, y un fondo de financiamiento de 500 mil pesos por persona.