Una operación pionera en España se realizó en el hospital Viamed Santa Ángela de la Cruz en Sevilla. Especialistas neurocirujanos desconectaron la mitad del cerebro a un niño de 9 años para reducir sus crisis epilépticas.

La intervención se realizó con total éxito y sin secuelas para el paciente, quien fue dado de alta a los cinco días siguientes del procedimiento.

La “hemisferectomía“, nombre médico de la operación, consistió en la inhabilitación de un hemisferio del cerebro, desde donde se generan las crisis, para dejar uno solo funcionando y comprobar si se reducían los episodios de ataques de epilepsia.

El neurólogo Juan Rodríguez Uranga, especialista a cargo de la intervención quirúrgica, afirmó al diario ABC de España que “lo más interesante del caso es que se puede vivir con medio cerebro mejor que con el cerebro completo en algunos pacientes con epilepsia“.

“HA CAMBIADO NUESTRAS VIDAS”

El médico explica que este tipo de operaciones en que el hemisferio sano del cerebro se aparta del dañado, debe realizarse lo antes posible ya que la máxima plasticidad cerebral o la capacidad que tiene este órgano para adaptarse, comienza a decaer a partir de los cuatro años de vida.

En este caso, pese a que la operación se realizó a los 9 años de edad, fue todo un éxito. La madre del menor afirmó al diario español su hijo ya no sufre crisis de epilepsia, en comparación a los 10 episodios que sufría cada día y a diferente hora.

“La intervención ha cambiado nuestras vidas. Confiamos en que pueda tener una adolescencia normal”, dijo la mujer.