Foto: worldwildlife.org
Este orangután intentó luchar contra un bulldozer que atentaba contra su bosque. En un intento por salvar a un árbol del robo de la máquina, el animal se abalanzó sobre él y se balanceó hacia un lugar seguro mientras su garra de la maquina descendía sobre el.

Más de 1000 orangutanes viven en el bosque Sungai Putri. Se informa que es uno de los últimos hábitats en el mundo para los orangutanes de borneo. El gobierno de Indonesia prometió proteger el área de la explotación comercial. Pero una investigación reciente descubrió al menos seis puestos de tala ilegal que operaban en el área durante el año pasado.
Hasta la fecha más de 100.000 orangutanes de Borneo fueron asesinados entre 1999 y 2016. La explotación maderera ha convertido a estas especies en una especie en peligro de extinción.

“La destrucción del hábitat obliga a los orangutanes a ingresar a las plantaciones y granjas vecinas en busca de alimentos, y esto con frecuencia conduce a conflictos con los humanos”, explicó Karmele Llano Sánchez, directora del programa de International Animal Rescue. “Sungai Putri es hogar de una de las poblaciones más grandes del mundo y estamos en un punto crítico para el orangután de Borneo, sin bosques como este no pueden sobrevivir”.

International Animal Rescue pudo rescatar al orangután en este video, pero asegura que muchos más sufrirán peores destinos.

VIDEO: